Los diez embalses de la provincia de Toledo han bajado siete hectómetros esta semana y almacenan un total de 211, de una capacidad máxima de 448 hectómetros cúbicos, según los datos facilitados por la Confederación Hidrográfica del Tajo (CHT).

Durante los últimos siete días, dos embalses han incrementado sus reservas, otro las ha disminuido, y el resto les ha mantenido invariables.

Concretamente, el de Castrejón ha subido siete hectómetros sus reservas, quedándose con 42, a dos de su máximo embalsable; el de Rosarito ha subido tres hectómetros quedando con 33 de los 82 que puede albergar. Al contrario, el embalse de Azután baja sus reservas en 17 hectómetros, acumulando 62, de los 113 que puede albergar.

El resto se han mantenido invariables. Así el de El Castro se queda con dos, de los ocho que puede llegar a almacenar; el de Navalcán se queda con nueve, de sus 34 hectómetros máximos; el de Finisterre se queda con 36 de 133 posibles; el de El Torcón se queda con tres de sus siete posibles; y el de Guajaraz retiene 15 hectómetros de 18 albergables.

De igual modo, el de Cazalegas se queda con siete, su máximo embalsable; el de La Portiña mantiene dos hectómetros, a tres de su máximo.

Consulta aquí más noticias de Toledo.