Medio centenar de simpatizantes y cargos del BNG se han concentrado este mediodía en la compostelana Praza do Obradoiro para rechazar la reforma de la Constitución pactada por PP y PSOE —aprobada este viernes en el Congreso— y protestar por la "ilegalización de las ideas diferentes" y el "Tejerazo político".

El portavoz nacional del Bloque, Guillerme Vázquez, fue el encargado de pronunciar unas palabras en las que mostró la "repulsa" del BNG "a esta forma de proceder" ante la "farsa democrática" que se ha vivido este viernes en el Congreso por parte de la "gran coalición" de socialistas y populares que elevan a "dogma la política neoliberal, ilegalizando cualquier política económica alternativa favorable a los intereses del pueblo, de la mayoría social o favorable a las naciones como Galicia".

Durante su intervención, en la que calificó esta actuación de "contrarreforma", volvió a advertir de que es una reforma "inútil, incoherente e innecesaria", que "sólo interesa a los usureros del siglo XXI". "Es una reforma impuesta por el capital y la emperatriz Merkel", ha denunciado, al tiempo que ha alertado de que constituye una "huida hacia el abismo".

En este sentido, también ha advertido de que PP y PSOE "mienten" cuando hablan de esta reforma. "Y se les nota", ha constatado, para concluir que, de ahí, que "actúen con cobardía, en agosto, de forma rápida, nocturnidad y alevosía". "Es un escándalo", ha continuado y advertido de que también es una "muestra de debilidad de la coalición".

"Estamos ante unos hechos consumados de extraordinaria gravedad y con consecuencias desastrosas ante lo que no es posible callar o permanecer indiferentes", ha remarcado Guillerme Vázquez, quien reivindicó que las leyes "lasa dictan poderes no elegidos por nadie y el pueblo gallego se ve reducido al papel de figurante necesario de la gran farsa". "DISPARATE"

De hecho, el líder nacionalista ha denunciado que con esta reforma "se impide cualquier posibilidad de avance" en materia de autonomía fiscal o política económica propia. "Déficit cero, democracia cero, autogobierno cero", ha sintetizado el portavoz nacional del Bloque, quien lamenta que se vaya de "disparate en disparate".

En este punto, también se ha preguntado irónicamente "de qué reforma estatutaria estará hablando ahora el PSOE", en referencia a las palabras del secretario xeral de los socialistas gallegos, Manuel 'Pachi' Vázquez, en las que apostó por cambiar el marco gallego para contar con "un nuevo modelo económico, social e institucional".

Guillerme Vázquez ha lamentado que "hoy es un día negro para la democracia", aunque Merkel, Zapatero y Feijóo estén "contentos"; aunque también ha considerado que se trata de un día para la "esperanza", porque hay "energías sociales dispuestas a enfrentarse". "Cueste lo que nos cueste", ha proclamado el portavoz nacional del Bloque, quien ha asegurado que así lo hará el BNG, porque considera que "merece la pena tomar partido por Galicia y por la mayoría social".

"Reforma no y no por la puerta de atrás. Debate libre", ha exhortado el líder nacionalista, quien ha advertido de que el próximo 20 de noviembre en las elecciones generales se presenta "una buena ocasión, porque hay alternativa, y es la que formula el BNG". "Democracia, autogobierno, soberanía política, cambio radical de la política económica", enumeró.

Bajo el lema 'Galiza decide. Non a esta reforma da Constitución. A favor das maiorías sociais —Galicia decide. No a esta reforma de la Constitución. A favor de las mayorías sociales—, se han concentrado, entre otros, el portavoz del Grupo Parlamentario del BNG, Carlos Aymerich; diputados como Ana Pontón, Carme Adán, Ana Luísa Bouza o Bieito Lobeira; o cargos locales como María Méndez, Rafael Vilar o el alcalde Martiño Noriega.

Concentración a coruña

En A Coruña, más de un centenar de personas han participado en la concentración en contra de esta reforma, organizada por CIG, a las puertas de la Delegación del Gobierno.

"Non a esta reforma da Constitución. Referéndum sí —No a la reforma de la Constitución, Referéndum sí" o "reforma da fiscalidade que paguen os ricos —reforma de la fiscalidad, que paguen los ricos—", han sido algunos de los lemas que se podían leer en las pancartas de los allí reunidos.

El secretario xeral de CIG, Suso Seixo, ha criticado que "el problema es el modelo económico" y ha aclarado que "es necesario uno más democrático y solidario". Por su parte, la edila del BNG Ermitas Valencia ha criticado que "esta reforma se tramita de forma urgente y sin pedir opinión a la ciudadanía".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.