Gwyneth Paltrow, Megan Fox y Charlize Theron
Gwyneth Paltrow, Megan Fox y Charlize Theron. ARCHIVO

Son varias las actrices que han hecho pública una vivencia tan incómoda de contar como humillante de vivir. En algún momento de sus carreras sus cualidades como intérpretes quedaron en un segundo plano para algunos directores y productores de Hollywood, que les pedían favores sexuales a cambio de un papel y fama.

Hoy, muchas jóvenes están mejor preparadas psicológicamente para enfrentarse a este tipo de situacionesMegan Fox contó en GQ que estaba "destrozada" por el número de legendarios directores de Hollywood que habían intentado acostarse con ella desde que alcanzó la fama.

Gwyneth Paltrow también contó recientemente a la revista Elle que en sus comienzos tuvo una reunión de trabajo que acabó en un dormitorio. Ella rechazó el ofrecimiento y se marchó.

Lisa Rinna perdió un papel en una importante serie de televisión por negarse a tener sexo con el productor.

En una entrevista con la revista People hace varios años, Charlize Theron dijo que en sus días como modelo fue invitada a la casa de un conocido director de cásting. Cuando llegó estaba solo, en pijama y mezclando bebidas.

Evitar a "ciertas personas"

Alec Shankman, ex agente de estrellas de Los Ángeles y fundador de la agencia de cásting GotCast dice que "hoy las jóvenes son conscientes de que estas situaciones pueden darse. Están más preparadas psicológicamente para enfrentarse a ello aunque nosotros tratamos de aconsejarles qué situaciones y personas evitar".

La veterana actriz y profesora de interpretación Mirren Lee, de 60 años, cuenta que estas situaciones se dan, especialmente, con "ciertas personas" menos establecidas en la industria que tratan de aprovecharse de la actrices sin experiencia.

La propia Lee ha contado en Fox News que ella, con 16 años, vivió una experiencia similar. "Era muy ingenua y solo le dije que no podría hacer eso", recuerda Lee.