El Athletic y su afición están preparando para la vuelta de octavos de final de Copa ante el Barcelona en San Mamés un ambiente equiparable al que se generó frente al Sevilla hace dos temporadas en la semifinal que superó para alcanzar la muy recordada en Bilbao final de la Copa del Rey de Valencia en 2009.

El comportamiento de los aficionados rojiblancos caló tan hondo en sus jugadores que para la media de juego ya se habían ventilado a un rival que, según había anunciado su presidente se iba "a comer al león desde la melena a la cola".

El club ha encargado confeccionar "un espectacular mosaico rojiblanco" para que luzca en las gradas del estadio

Una frase con la que José María del Nido pretendía acaparar la atención de las iras rivales, lo que consiguió. Pero hizo más, a su pesar. Sirvió de espoleta para un enorme ola de ánimo rojiblanco, un 'tsunami' que se llevó por delante al Sevilla en San Mamés y a más de 50.000 aficionados bilbaínos meses después a Valencia.

Algo así quieren el Athletic y su afición para el miércoles. Para un choque que, en las gradas, tendrá poco que ver con anteriores visitas del Barça, que la Junta Directiva gusta aprovechar para insuflar una buena inyección económica a las arcas de la entidad.

Como no será Medio Día de Ayuda al Club y los aficionados azulgranas apenas tienen posibilidades de conseguir una entrada, San Mamés será prácticamente rojiblanco, lo que no es muy habitual en los últimos años en partidos en los que los socios deben pagar, generalmente ante Madrid y Barcelona.

A ello se suman las iniciativas para animar el ambiente y que empezarán en el entrenamiento de esta tarde en Lezama, donde los jugadores del Athletic, a instancias del club, repartirán regalos entre los niños que acudan a presenciar la sesión preparatoria.

Muchas iniciativas

El club ha encargado también confeccionar "un espectacular mosaico rojiblanco" para que luzca en las gradas del estadio en los instantes previos al choque.

Por otro lado, la plataforma Athletic Eup', que se presentó a la presidencia en las últimas elecciones, ha organizado, conjuntamente con otros aficionados, varias actividades para animar el ambiente del día de partido ya desde por la mañana.

Entre otras, poner en circulación por la ciudad un autobús de dos pisos, estilo británico, desde el que se vaya animando a apoyar al conjunto rojiblanco desde primeras horas de la mañana.

O reunir el mayor número de gente para animar a la expedición rojiblanca desde la salida del hotel de concentración hasta la llegada al campo. Esto último, fue lo que empezó a dar alas al Athletic en el choque ante el Sevilla de hace dos temporadas.