Neymar
El futbolista brasileño Neymar, tras declarar en una comisaría de Río de Janeiro (Brasil), el 6 de junio de 2019. Marcelo Sayao / EFE

La Policía de Sao Paulo (Brasil), que este lunes debía entregar los resultados de la investigación por una supuesta violación de Neymar a una modelo, pidió más tiempo para entregar el informe, según un artículo publicado por la cadena O Globo.

De acuerdo con la información, las autoridades paulistas están a la espera de unas imágenes de vídeo del hotel donde el futbolista brasileño se encontró con la mujer, por lo que solicitaron 30 días más para la entrega del informe.

Las imágenes ayudarían a los investigadores a aclarar algunos puntos en los que divergen los testimonios de Neymar y la modelo Najila Trindade Mendes de Souza, como el grado de embriaguez en el que llegó al hotel el futbolista para el encuentro.

Las imágenes de los vídeos de las cámaras de seguridad del hotel del centro de París en el que la modelo brasileña asegura que fue violada por Neymar fueron confiscadas por la policía francesa, que las puso a disposición de las autoridades brasileñas, según informó el mes pasado el diario L'Équipe.

Versiones contrapuestas

El jugador de 27 años, que se perdió la Copa América por una lesión, fue acusado de violación por la modelo de 26 años, quien puso la denuncia en Brasil una semana después del encuentro que sostuvo con el futbolista en la capital francesa.

La brasileña asegura que viajó a París para mantener relaciones sexuales con el delantero el pasado 15 de mayo, pero que, estando en un hotel, cambió de opinión en el último momento al ser informada por el futbolista de que no tenía preservativos, y que fue entonces violada por el jugador.

El pasado 13 de junio, tras rendir testimonio ante las autoridades —cuyo contenido permanece en secreto— Neymar se mostró confiado en ser declarado inocente. "Estoy tranquilo. Agradezco todos los mensajes que recibí hasta ahora. La verdad aparece tarde o temprano", señaló entonces el delantero.

Desde su llegada a Brasil, Neymar también rindió testimonio ante la justicia en Río de Janeiro por un supuesto delito cibernético que podría haber cometido al publicar en sus cuentas de redes sociales la conversación que mantuvo con la modelo y en la que aparecen fotos íntimas de la misma.

Con el mensaje publicado en Instagram, el delantero quiso demostrar que la mujer mantuvo un trato normal con él después del encuentro sexual que, según el futbolista, fue consentido.