San Mamés espera un triunfo. El delantero Fernando Llorente no pudo ejercitarse ayer por culpa de una gastroenteritis y su disponibilidad para el partido contra el Murcia es una incógnita, un encuentro difícil.

«Nos va a costar sacar adelante el partido», aventuró Orbaiz. Su compañero Amorebieta fue más directo: «Nunca doy por inferior a nadie porque si lo piensas así te la meten bien doblada. Hay que ir a por todo».