Berezutski y Toure en el CSKA - City
Aleksei Berezutski y Yaya Toure en el CSKA Moscú- Manchester City EFE

La UEFA ha anunciado este jueves que ha abierto un proceso disciplinario contra el CSKA de Moscú por la conducta racista de sus seguidores durante el partido de la tercera jornada de la Liga de Campeones del miércoles contra el Manchester City.

El proceso, en el que también se incluye el encendido de bengalas durante el partido, lo estudiará el Comité de Ciontrol y Disciplina el próximo 30 de octubre.

El marfileño Yaya Toure, centrocampista del Manchester City, denunció el miércoles que fue víctima de cánticos racistas durante el partido en el estadio Khimki de Moscú (1-2).

Tras el partido el club inglés indicó su intención de presentar una reclamación oficial a la FIFA al respecto y Yaya Toure manifestó que se lo dijo al colegiado durante el encuentro y que le parecía "increíble y muy triste".

El CSKA niega los cánticos racistas

Los directivos del CSKA Moscú ruso pusieron en cuestión este jueves las declaraciones del centrocampista marfileño del Manchester City, Yaya Touré, sobre que escuchó cantos racistas hacia su persona durante el partido que disputaron miércoles ambos equipos en la Liga de Campeones.

"No escuchamos ninguno de los gritos desde las gradas de los que Touré habla. Además, hubo varios comentarios y sonidos que sonaron desde las gradas que no tenían como único objetivo a los jugadores negros", señaló el director general del club moscovita Roman Babayev, según la agencia de noticias Itar-Tass.

Además, el directivo sugirió igualmente que los aficionados rusos no son racistas. "También hay jugadores africanos en el CSKA: Ahmed Musa, Seydou Doumbia. Y ello nunca se han encontrado con estos problemas", añadió.