Llull y Langford
El base del Real Madrid, Sergio Llull (izda), pelea por el control del balón con el jugador estadounidense del equipo ruso Khimki, Keith Langford. EFE

Real Madrid y Caja Laboral cosecharon dos nuevas victorias en la Euroliga, después de superar respectivamente al Khimki ruso (70-59) y a la Lottomatica Roma (67-60) en la sexta joranda de la competición, mientras Unicaja cayó derrotado en casa ante el Partizan (64-72) y perdió su condición d einvicto.

Los de Ettore Messina sumaron su quinta victoria ante un conjunto ruso dirigido por Sergio Scariolo, que ya se impuso a los blancos en Moscú el 22 de octubre, la única derrota en la competición del Real Madrid.

El choque se mostró muy igualado durante gran parte del duelo, gracias al buen hacer de Prigioni y Langford en los primeros minutos, hasta que el Madrid se distació tras el descanso desde la línea de triple (Lavrinovic y Hansen) para cerrar un parcial de 12-2 (43-30) en dos minutos y medio.

Prigioni y Garbajosa lideraron el triunfo blanco

El acierto de Raúl López y Cabezas en los siguientes cuartos no sirvió para anular el acierto de Garbajosa (13 puntos), que anotó siete puntos consecutivos, y Velickovic (10) para cerrar la victoria blanca.

Por su parte, el Caja Laboral logró un importante triunfo ante la Lottomatica Roma, que le permite aspirar a las dos primeras plazas de su grupo para acceder a la siguiente fase de la Euroliga.

San Emeterio, Teletovic y Singletary lideraron la victoria, aunque los italianos maquillaron el marcador por medio de Minard.

Unicaja perdió su primer partido

Unicaja perdió su condición de invicto en la Euroliga al sexto partido al caer contra el Partizan justamente, y tendrá que esperar a la próxima jornada para certificar la clasificación para el Top-16.

El equipo malagueño notó las ausencias por enfermedad del pívot escocés Robert Archibald y del alero Carlos Jiménez y cedió ante el empuje de Kecman (16), Maric (12) y McCalebb (10).

Dos triples de San Emeterio han rescatado al Baskonia y otro de Minard ha llevado el partido a un 33-28 al descanso después de diez minutos de mal baloncesto y un acierto de once canastas de 25 intentos entre vitorianos y romanos.

La puntería de Teletovic y Singletary desde el perímetro han vuelto a distanciar 43-30 a los vitorianos que han elevado la presión defensiva impidiendo canastas fáciles y concediendo sólo diez puntos en el tercer periodo a los romanos.

Dos tiros libres del infalible Splitter han situado de nuevo al Caja Laboral con su máxima renta de quince puntos, 53-38, antes de los diez minutos finales.

Un nuevo acelerón liderado por un atinado San Emeterio y con la dirección de Singletary ha roto el marcador, 60-42 en el minuto 34, ante una Lottomatica que comenzaba a quedarse sin gasolina.

Los posteriores triples y los diez puntos de Minard han servido para reducir la brecha y salvar el basket average de doce puntos.