Balón de Fútbol
Un balón de Fútbol. PIXABAY

"Lamentamos comunicar que nuestro entrenador del Juvenil C J.L.V. está en el hospital al haber sido agredido por jugadores JUVENILES del San Esteban CF de Fuenlabrada. Se tuvo que suspender el partido. Presenta ojo morado y traumatismo en rodilla, se encuentra en el hospital".

Con ese tremendo tuit, el Navalcarnero denunció una agresión a su técnico durante el partido de este fin de semana ante el San Esteban de Fuenlabrada, de la 2ª División Juvenil madrileña perteneciente al Grupo X.

Un nuevo acto que pone de manifiesto la violencia existente en las categorías inferiores de nuestro fútbol.

Según relata ABC, "tras la recuperación de la consciencia, unos 5-6 segundos más tarde desde el puñetazo (el primero que haía recibido por parte de un jugador local), J. L. V. N. se encuentra en el suelo rodeado por jugadores y aficionados locales recibiendo patadas, una vez consigue ponerse en pie, gracias a la ayuda de los jugadores del CDA Navalcarnero, recibe otro puñetazo de otro jugador de campo del CD San Esteban".

Los jugadores que propinaron puñetazos fueron reconocidos, no así todos los que dieron patadas.

El partido tuvo que ser suspendido por el árbitro.