El ciclista español Alberto Contador, condenado por el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) por su positivo por clembuterol, no podrá volver a competir hasta el 6 de agosto de este año, con lo cual se perderá tanto el Tour de Francia 2012 como los Juegos Olímpicos de Londres.

Según la resolución del TAS, Alberto Contador queda suspendido durante dos años con efecto retroactivo del 25 de enero del 2011, a lo que hay que restar el periodo de suspensión provisional que ya ha cumplido entre 2010 y 2011.

Esto quiere decir que la suspensión vencerá el próximo 5 de agosto y que el corredor madrileño podría volver a competir al día siguiente.

Contador tiene la posibilidad de recurrir ante los tribunales ordinarios suizos, pero el TAS representa la última instancia deportiva.

Contador tiene la posibilidad de recurrir ante los tribunales ordinarios suizos

La consecuencia de la resolución es que el ciclista será desprovisto de su título de ganador del Tour de Francia 2010, así como del resto de galardones que haya conseguido en las competiciones posteriores al 25 de enero del 2011.

El TAS tiene previsto pronunciarse en una fecha aún por determinar, en un procedimiento paralelo, sobre la demanda interpuesta por la Unión Ciclista Internacional (UCI) de imponer una multa a Alberto Contador de al menos 2.485.000 euros.

El Tribunal ha dado validez a la tesis de la UCI y la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) de que lo más razonable es que el positivo del ciclista español fuera causado por una transfusión sanguínea o por el consumo de un suplemento nutritivo contaminado.

La defensa de Contador argumentó que la presencia de clembuterol en la sangre del ciclista se debió al consumo de una carne contaminada que había sido adquirida en España por el cocinero de Astaná, el equipo con el que competía entonces.

Sin embargo, el TAS concluyó que contrariamente a otros países, España no es conocida por tener un problema de contaminación por clembuterol de la carne de vacuno.

Por otra parte, y según el TAS, no existe ningún otro caso de deportista que haya ido a un control antidopaje con resultado positivo por clembuterol que fuera causado por el consumo de carne de vacuno española.

El pinteño aseguró que no "aceptaría ninguna sanción", por lo que se espera que tome la palabra para hablar de la decisión del TAS. Además, ha anunciado que este martes que dará una rueda de prensa junto al director del Saxo Bank, Bjarne Riis, a las 19.30 horas en el Hotel Las Artes, de la localidad madrileña de Pinto.

El resultado no es, obviamente, lo que esperábamos"Después de haber pasado por una muy dura situación para nuestro equipo, hemos recibido finalmente el resultado del TAS en el caso de Alberto Contador", señala en un comunicado el equipo danés.

"El resultado no es, obviamente, lo que esperábamos, pero por ahora nuestros responsables están revisando el proceso y la documentación para poder entender la decisión de la mejor manera posible", señala en el escrito Riis.

Plazo de 30 días para recurrir

El ciclista español dispone de un plazo de 30 días para recurrir ante la justicia ordinaria suiza, informó Matthieu Reeb, el secretario general del Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS).

"Es posible recurrir al Tribunal Federal Suizo, pero el recurso no tendrá efectos suspensivos sobre la sanción, a no ser que así lo especifique el Tribunal", explicó Reeb ante la prensa, tras anunciar que el TAS rechazó la tesis de Contador y su defensa de que su positivo por clembuterol se debió al consumo de carne contaminada.

Esta sería la única vía abierta para que el corredor tenga opciones de acudir a las grandes citas deportivas de este año, es decir, el Tour de Francia y los Juegos Olímpicos de Londres, ya que la sanción de dos años vencerá el 6 de agosto de este año.

Por su parte, la Real Federación Española de Ciclismo (RFEC), que absolvió al ciclista, "respeta" y "acata" la decisión del Tribunal Arbitral del Deporte (TAS).

Un caso que dura ya año y medio

El suplicio de Contador comenzó el 24 de agosto de 2010, cuando se le anunció que había dado positivo en un control antidopaje realizado durante la ronda gala, aunque el ciclista siempre mantuvo que se debió a una "contaminación alimentaria".

El pinteño había dado positivo por clembuterol, con una concentración de 50 picogramos, por lo que la UCI suspendió formal y temporalmente al deportista y solicitaba a la Real Federación Española de Ciclismo (RFEC) la apertura de un procedimiento disciplinario contra el madrileño del que derivó una propuesta de sanción de un año, aunque el Comité de Competición decidió absolver al ciclista el 14 de febrero de 2011.

A partir de entonces, la Unión Ciclista Internacional (UCI) anunció su intención de apelar al TAS, proceso al que se unió la Agencia Mundial Antidopaje (AMA). En un principio, el organismo confirmaba que la resolución se haría pública "antes de finales de junio", pero decidió retrasarla para principios de agosto, en primer lugar, y más tarde para finales de noviembre.

Llegada la fecha, volvía a retardar la decisión "varias semanas" y, a principios de 2011, aseguraban que la solución estaría lista para principios de febrero, como así ha sido.

Encuesta

¿Es justa la sanción a Contador?

Sí, porque ha dado positivo.
13,81 % (802 votos)
No, porque no se ha demostrado que fuera un caso de dopaje.
79,3 % (4604 votos)
Tendría que haber sido una sanción menos dura.
6,89 % (400 votos)