Agustín Payá.
Agustín Payá, piloto de coches eléctricos. Jorge París

Se atrevió a correr el Dakar con un coche de baterías recargables y es especialista en todo tipo de vehículos eléctricos. Agustín Payá, ingeniero barcelonés y piloto de coches eléctricos, promueve ahora la nueva Electric GT y defiende la implantación del coche eléctrico en la sociedad.

Existiendo la Fórmula E, ¿qué novedades ofrecerá la nueva Electric GT?
La principal diferencia es que en la Fórmula E corren monoplazas y aquí participarán coches normales, turismos que serán lo más fiel posible al modelo de calle que se puede comprar cualquier persona.

¿Competirán varias marcas?
La primera temporada será monomarca, con el Tesla Model S, para que la igualdad en la pista sea máxima, pero marcas como Porsche, Audi, Mercedes o Jaguar ya han mostrado interés. Los valores de la sociedad están cambiando y las grandes marcas quieren asociarse a propuestas sostenibles.

En España aún cuesta ver coches eléctricos por la calle, ¿por qué?
Sí, vamos un poco a la cola en este sentido. Aquí promocionamos muchos campeonatos y proyectos de movilidad eléctrica, pero a nivel de usuario estamos por detrás. En Noruega, por ejemplo, el coche de calle más vendido es un Tesla desde hace varios trimestres. En 15 años, el coche eléctrico será dominante en todas las sociedades avanzadas.

Si Fernando Alonso llevara un coche ecológico, todos querrían llevarlo¿La Fórmula E y la Electric GT ayudarán a cambiar ese chip?
Seguro. Que la gente vea a sus héroes pilotando coches de carreras sostenibles ayudará a potenciar su uso. Si Fernando Alonso llevara un coche ecológico, la gente querría llevarlo también.

¿Cuesta que la gente se aficione a ver carreras sostenibles?
Para ver el éxito de la Fórmula E hay que salir un poco de España. La pasada temporada tuvo 260 millones de espectadores, unas cifras muy buenas, que la sitúan entre MotoGP y la Fórmula 1. En países como Inglaterra, Francia, EEUU, China o  Japón se ha televisado en abierto por el canal público. En España hemos empezado esta temporada en Teledeporte.

¿La Fórmula E podrá plantar cara a la Fórmula 1?
Yo creo que se acabarán fusionando porque la Fórmula 1 siempre ha sido la puesta al límite de la última tecnología y actualmente la última tecnología ya no es fósil, sino eléctrica. La F1 ya ha hecho algunos intentos con el KERS y motores híbridos. No es lo que era antes, pero tampoco llega a ser ecológica. Está un poco desdibujada.

¿Y un Fórmula E podrá alcanzar las prestaciones de un Fórmula 1?
Ya hay motores eléctricos que generan más potencia y aceleración que motores convencionales. En aceleración, el coche eléctrico es imbatible porque no necesita cambio y no hay pérdida de energía. Los récords de aceleración y velocidad punta los tienen coches eléctricos. El problema no está en el motor eléctrico, sino en las baterías, pero en los próximos años van a evolucionar muchísimo. En 10 años seguro que no habrá Fórmula 1 que le gane a un Fórmula eléctrico.

¿Ahora les falta capacidad?
Sí, ese es el reto. El motor eléctrico lleva tiempo funcionando en la industria, en el AVE... la lucha está ahora en el transporte autónomo, motores eléctricos no conectados a una red o catenaria que mantengan sus prestaciones durante más tiempo. En este sentido, la tecnología del grafeno, donde España es un país puntero, será clave y permitirá multiplicar la capacidad de las baterías.

¿Qué autonomía ofrecen ahora las baterías en un turismo?
Ya permiten hacer unos 450 km en carretera, pero la próxima generación tendrá tanta autonomía o más que un coche de combustión.