El calendario juega contra el Sevilla antes de la final de la Europa League

Varios futbolistas del Sevilla celebran el pase a la final de la Europa League.
Varios futbolistas del Sevilla celebran el pase a la final de la Europa League.
EFE
Varios futbolistas del Sevilla celebran el pase a la final de la Europa League.

Tirando de épica, coraje e historia, el Sevilla forzó la prórroga ante la Juventus en el Sánchez-Pizjuán para poner contra las cuerdas a los italianos y demostrar que la Europa League es su territorio con una remontada con billete a la final de Budapest.

Allí le espera la Roma de José Mourinho, otro rey en el viejo continente. El portugués atesora un dato que asusta: ha llegado a cinco finales europeas —dos de Europa League y dos de Champions— y las ha ganado todas. Esta será la sexta que alcanza un combinado dirigido por el luso, que ante sí tendrá al mejor equipo de la competición amenazando su marca.

El conjunto sevillista, sin embargo, llegará a esa final con un factor en contra: el calendario. Las competiciones nacionales todavía no han llegado a su fin, y al cuadro de Mendilibar le quedan cuatro partidos por disputar, uno de ellos justo antes de Budapest.

No es un encuentro menor, pues el rival de los hispalenses será un Real Madrid que necesita hacer un buen papel lo que resta de temporada para cerrar una campaña en la que ha sufrido un cruel adiós en la Champions.

El duelo está programado para el 28 de mayo, tan solo tres días antes de la final de la Europa League, por lo que los hombres de Mendilibar llegarán justos a la gran cita. A su favor juega disputar el duelo en casa, mientras que la Roma de Mourinho jugará el mismo día y debe viajar a Florencia para enfrentarse a la Fiorentina.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento