¿Quiénes son las productoras españolas que pueden ganar el Oscar?

'El agente topo', de la chilena Maite Alberdi, compite este 25 de abril en la categoría de mejor documental. Hablamos con sus productoras españolas
Marisa Fernández Armenteros y María del Puy
Marisa Fernández Armenteros y María del Puy
Cecilia Malo

A las productoras de El agente topo les encanta que fuese a ver la película con mi padre. “¡Ese era nuestro objetivo! Queríamos que el público fuese con sus padres al cine”, exclama Marisa Fernández Armenteros, que junto a María del Puy Alvarado, aspira al Oscar el próximo 25 de abril por el entrañable documental dirigido por la chilena Maite Alberdi. La emoción es su seña de identidad en una campaña de premios costosa en lo económico y en lo referente a la competencia –entre sus contrincantes está, por ejemplo, Netflix (Lo que el pulpo me enseñó), los Obama –Crip Camp: A Disability Revolution o el magnífico Collective–, en una edición, además, en la que no ha habido eventos presenciales. “El objetivo de la campaña es que el mayor número de académicos vean la película. Porque sabemos que es un documental que emociona mucho, que conecta con el público”, añade María del Puy sobre este original noir en el que un octogenario se infiltra en una residencia de la tercera edad a las órdenes de una agencia de detectives.

Marisa Fernández Armenteros y María del Puy se conocían desde hace años. “Creo que fue en un Festival de Alcalá de Henares. Yo era jurado y María estaba al frente de la organización”, recuerda Marisa. María del Puy lleva 14 años al frente de la productora Malvalanda, este año estuvo nominada al Goya por el documental Anatomía de un Dandy y en 2018, al Oscar por el cortometraje Madre, de Rodrigo Sorogoyen, del que también produjo el largometraje. Tras una larga trayectoria en Mediapro, donde ha producido películas como Camino, El botón de Nácar, Mapa de los sonidos de Tokio, Midnight in Paris o Un día perfecto, Marisa F. Armenteros ha iniciado una andadura en solitario con El agente topo.

Ambas comparten crédito en una coproducción entre Chile, España, EE UU, Países Bajos y Alemania, pero estaban ahí al comienzo, cuando Maite Alberdi y Marcela Santibáñez, la productora chilena de El agente topo, las invitaron a unirse al proyecto. “Todo se remató en el Foro de Coproducción del Festival de San Sebastián, al que se presentaron María y Marcela. Pero ahí ya tenían conversaciones muy avanzadas con nosotras", explica María que, como Marisa, se había sentido atraída desde un principio por el sentido del humor de Maite Alberdi.

Sergio, protagonista de El agente topo
Sergio, protagonista de El agente topo
BTeam

“Y eso que al principio El agente topo no tenía nada que ver con lo que es ahora”, cuenta Marisa. “Maite había leído una noticia en el periódico en la que una agencia de detectives buscaba a alguien entre 80 y 90 años para infiltrarlo en una residencia. Le fascinaba y quería indagar en el cine noir pero a través del documental”. Así nació la originalísima investigación detectivesca de Sergio, el topo de la residencia de ancianos que, contratado por la hija de una de las residentes, rastrea qué clase de cuidados está recibiendo su madre. “Cuando apareció Sergio [Chamy, el protagonista] Maite se dejó llevar por él, que sin duda como detective es nulo pero que tiene toda la dignidad".

Las dos productoras describen el trabajo con Alberdi como un regalo. "Es una directora que escucha, reflexiona y valora. Si le parece que suma a la película, lo incorpora", explica María, para la que “las intervenciones de los productores en los procesos creativos siempre son con el afán de hacer crecer los proyectos”. Una virtud, la de escuchar, especialmente importante en una película con tantos productores y de distintas nacionalidades que, en algunos casos, barrían para casa. En el montaje, por ejemplo, cada coproductor estaba pendiente de lo que podía gustar más a su público. "Nosotras estábamos empeñadas en que la secuencia del WhatsApp no podía desaparecer porque al público español le iba a divertir mucho”, recuerda Marisa de una de las escenas más simpáticas de la película, cuando Sergio demuestra sus precarias dotes para la tecnología telefónica.

El agente topo
El agente topo
BTeam

Marisa, María, Maite y Marcela se llamaban a sí mismas “Las cuatro M” pero no eran las únicas mujeres de un proyecto eminentemente femenino. "Yo nunca me había encontrado con un proyecto que estuviera liderado en gran parte por mujeres. El hecho de que eso suceda, después de 14 años de experiencia, me parece la demostración de que se están dando pasos hacia delante y algunas cosas están cambiando. Que sea la primera vez que me pasa dice poco del contexto que hemos vivido hasta ahora pero dice mucho de hacia dónde vamos. Así que prefiero quedarme con lo positivo”, explica María. Marisa, por su parte, destaca “el pragmatismo, la capacidad de ceder, de adelantarnos a los problemas, ese trato horizontal y esa capacidad de vernos de tú a tú en el día a día”.

Aunque lo han intentado, las productoras españolas de El agente topo no podrán asistir a la ceremonia de los Oscar el próximo 25 de abril. Tampoco han pensado dónde los van a ver ni cómo se van a vestir, aunque tienen claro que verán la gala juntas. “La gala es lo de menos –dice María del Puy–. Lo importante es que la película esté nominada, que se visibilice”. Eso sí. Como ganen, remata Marisa Fernández Armenteros: “Nos va a oír el vecindario”.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento