Mi mascota y yo

Javi :Tengo 21 años. Hace siete años que recogí a esta preciosidad de gata en la calle. Cuando la acogí estaba muy malita... tenía muchos parásitos. Al final salió de todo eso, pero hace dos años la tuvieron que operar de riñón, aunque ahora ya está muchísimo mejor. A Cris, mi gata, le encanta dormir. Se pasa casi todo el día durmiendo, y, cuando llego a casa, viene corriendo para que la acaricie y le dé de comer.

Cris: Soy una preciosa gatita. Antes vivía en la calle, por esos mundos perdidos y, claro, estaba llena de bichitos. Suerte que me encontró Javi y me llevó a su casa. ¿Qué hubiera sido de mí sin su ayuda? Él me cuida cuando estoy malita, me da de comer... La verdad, ¡vivo como una reina! Me gusta mucho dormir, pero prefiero mil veces que Javi me haga mimitos cuando llega a casa.