Sin juventud

A mí también me ocurrió lo que a una lectora de 20 minutos que escribió hace unos días, mi hija también se quedó embarazada. Pero fue por falta de información, aunque hoy en día ya tienen suficiente con los amigos.


Nos arrepentimos de no haber estado más encima de ella, porque es una pena que con 16 años ya tenga que tener una gran responsabilidad y no pueda vivir su juventud saliendo con amigas.


Ahora le toca quedarse en casa cuidando del bebé. Los padres, igual que tenemos a los hijos, también es nuestro deber informarles cuando crezcan y darles una buena educación.