Jackson falleció por una dosis letal de un anestésico, según un análisis forense

Jackson falleció por una dosis letal de un anestésico, según un análisis forense

  • Tenía altos niveles de propofol en la sangre.
  • Su médico lo mezcló con otras sustancias.
  • Son las primeras informaciones sobre la autopsia.
  • ESPECIAL: Michael Jackson ya es leyenda

Michael Jackson falleció a causa de una dosis del potente anestésico propofol, que resultó letal al ser mezclada con otros medicamentos, según un examen de los forenses perteneciente a la investigación de la muerte del cantante y revelados en Houston, EE UU.

Como Jackson no podía dormir, el médico le fue administrando valium, lorazepam, midazolam y profopol

En la orden de registro emitida para investigar varias propiedades en Houston presuntamente relacionadas con el fallecimiento de Jackson se menciona que en el análisis forense realizado por las autoridades se encontraron niveles muy altos de propofol en la sangre del cantante.

"El jefe de médicos forenses de Los Ángeles, Dr. Sathyavagiswaran, ha indicado que ha revisado los resultados del análisis toxicológico y su dictamen preliminar es que la muerte de Jackson se ha debido a niveles letales de propofol", se menciona en el documento, según Reuters.

Se trata de la primera información que se hace pública respecto a los resultados de las pruebas oficiales de la autopsia del Rey del pop. La información ya había sido adelantada a principios de agosto por la web TMZ.

El informe policial explicó que el médico personal de Jackson, el doctor Murray, admitió en los interrogatorios efectuados por los agentes de Los Angeles que había estado tratando a Jackson de insomnio durante las seis semanas anteriores a su muerte empleando diferentes medicamentos.

El cardiólogo empezó inyectando al artista 50 miligramos de Propofol, aunque fue bajando la dosis por temor a que Jackson pudiera hacerse adicto a ese fármaco.

Cóctel de sedantes

El médico decidió entonces rebajar a la mitad la cantidad del calmante y combinar su efecto con el de dos sedantes: lorazepam y midazolam.

Murray afirmó que dos días antes del fallecimiento del cantante retiró el Propofol de la mezcla.

El 25 de junio, día de la muerte de Jackson, Murray explicó que a la 1:30 de la madrugada le proporcionó valium para ayudarle a dormir, pero que, al seguir desvelado, le inyectó media hora más tarde una dosis de lorazepam.

Jackson continuaba despierto, por lo que a las 3 de la madrugada el doctor optó por suministrarle midazolam, a la que siguieron sin éxito otras sustancias no especificadas hasta que finalmente el médico le inyectó 25 miligramos de propofol a las 10.30 de la mañana.

El doctor aseguró que Jackson había pedido reiteradamente que se le administrase ese anestésico.

El artista se quedó dormido y el médico se ausentó para hacer unas llamadas telefónicas, según declaró a la policía.

A su regreso a la habitación, comprobó que Jackson no respiraba y comenzó a practicarle reanimación cardiopulmonar hasta que llegaron los servicios de emergencia y el cantante fue trasladado al hospital de la Universidad de California en Los Angeles (UCLA), donde fue dado por muerto alrededor de las 14:00 hora local.

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:
Publicada en la dirección url http://www.20minutos.es/noticia/503480/0/muerte/michael/jackson/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios