Mientras todos mirábamos a Cataluña, Alberto Ruiz-Gallardón ha sido imputado en el caso Lezo, pozo negro de corrupción, quizá del nivel de los negrísimos Gürtel y Púnica. ¡Gallardón, exalcalde de Madrid, expresidente autonómico, exministro de Justicia, exaspirante a líder supremo del PP, extodo! ¡Tu quoque, Alberto! ¿Ha habido alguna vez alguien limpio entre los dirigentes del PP de Madrid?