Cerca de 40.000 personas se movilizan tras acuerdo entre Gobierno y varios sindicatos y exigen dimisión de Valcárcel

Insisten en que seguirán con el calendario de movilizaciones y estudiarán intensificarlo o llevar a cabo una huelga general
Los manifestantes en la Gran Vía de Murcia en la octava concentración contra los
Los manifestantes en la Gran Vía de Murcia en la octava concentración contra los
EP

Cerca de 40.000 personas, según sindicatos, se han manifestado este jueves en Murcia en la que ha resultado ser la octava marcha celebrada contra la Ley de Medidas Extraordinarias para la Sostenibilidad de las Finanzas Públicas, en la que se han desmarcado varios sindicatos tras el acuerdo alcanzado con el Gobierno regional.

Al grito de 'Aquí estamos, nosotros no firmamos' y bajo cánticos de 'Resistiré' del Dúo Dinámico, 'La Parranda', 'Mensajes del agua' de Macaco que dice 'somos una marea de gente' o versiones de 'Nada de esto fue un error' de Coty han exigido la dimisión del presidente murciano, Ramón Luis Valcárcel, "por mal gestor" y porque "se creía Superman cuando había mucho dinero y ahora nos está buscando la ruina".

Tras lo que los representantes de las centrales convocantes, UGT, CCOO y Sterm-Intersindical, han advertido a la Administración regional que "continuaremos hasta reducir toda a la normalidad" porque esta Ley, subrayaron, "tiene vocación de permanencia".

"El maquillaje del Gobierno regional es insuficiente y la sociedad demuestra que está de acuerdo", indicó el secretario general de Comisiones Obreras, Daniel Bueno, quien espera que el Ejecutivo murciano "escuche la voz de la calle" y "cambie finalmente, derogando esa Ley".

Según señaló Antonio Jiménez, secretario general de UGT, que evitó hacer declaraciones sobre el resto de sindicatos desmarcados, es momento de "frenar esta agresión injustificada y desmesurada a los trabajadores por lo que aquí continuaremos". "Estamos haciendo lo que tenemos que hacer y vamos a continuar hasta que lo consigamos porque si se asientan estas medidas regresivas en Murcia, lógicamente serán copiadas fuera de la Región".

Y es que, expresaban los sindicalistas, "aunque se han conseguido avances, estos no suficientes porque se han usurpado y violado derechos fundamentales". Por lo que insistieron en que seguirán con el calendario de movilizaciones y estudiarán intensificar las mismas o llevar a cabo, incluso, una huelga general.

A pesar de que desde el sindicato Sterm-Intersindical, su portavoz Toni Carrasco, alertó que personas vinculadas a las organizaciones sindicales que aprobaron el acuerdo con Ejecutivo regional estaban "desmovilizando" a los funcionarios, miles de personas guiados por la tradicional pancarta 'Frente a la agresión social de Valcárcel dignidad y resistencia', desvinculando a los sindicatos CSI-F, SATSE, ANPE, SAE, SIDI y Sindicato Médico de la misma, se movilizaron hasta la Plaza Circular al grito de 'Resistiremos, no nos resignaremos'.

A los que se unieron los ya habituales gritos de 'Valcárcel, guapetón trabaja de peón', 'Valcárcel y sus consejeros nos quitan los dineros', 'Valcárcel, precioso esto es vergonzoso', 'Dónde están los libros de mis niños', 'La solución es la derogación', 'Menos corrupción y más educación', 'Consejera preciosa trabaja en otra cosa' o 'Menos asesores y más profesores'. En esta ocasión también se unieron cientos de alumnos, convocados por el Sindicato de Estudiantes Independientes y la Coordinadora de Estudiantes de Murcia, que coreaban 'Esto pasa por un gobierno facha'.

La gran vía "también es nuestra"

En su ya tradicional paseo por la Gran Vía los funcionarios, convocados por los sindicatos UGT, CCOO y Sterm, volvieron a gritar 'Manos arriba esto es un atraco' a las puertas del Banco de España y a las puertas del edificio donde reside el presidente murciano, donde les esperaban agentes de la Policía Nacional y un cordón sindical como medida preventiva.

Allí, Valcárcel se llevó una gran pitada, algún que otro petardo, saludos personalizados de los congregados, que de forma espontánea terminó haciendo una sentada al grito de 'Fuera', 'Dimisión', 'Nosotros no firmamos' y 'La Gran Vía también es nuestra'.

Entre las cientos de pancartas alusivas a una Ley "injusta" se encontraban 'Abolición de la clase política y sus privilegios', 'Racionalización de plantillas=interinos al paro', 'El futuro es nuestro', 'El preacuerdo está en este pirulo, arranca una hoja y límpiate el culo', 'Me rebelo contra los recortes sociales'; además de los ya habituales como 'Soy trabajadora, funcionaria y ciudadana' o 'Por unos servicios públicos de calidad'.

La manifestación se ha dado por concluida en la Plaza Cruz Roja, donde se ha leído un manifiesto en el que se indicaba que "después de 50 días de lucha contra la Ley de los recortes, el Gobierno regional sólo ha alcanzado a reducir una parte de las inaceptables medidas que incorporaba la Ley 5/2010. Hoy más que nunca, alzamos nuestra voz contra el ataque sin precedentes que se ha producido contra nuestros derechos. los derechos laborales de los empleados públicos y los derechos sociales del conjunto de la ciudadanía de nuestra Región".

Y es que, reza el manifiesto, se insiste en ahorrar a base de rebajar el número de personas que trabajan para mantener el funcionamiento de este mínimo Estado de Bienestar que aún nos queda. Lo hacen cargando contra el derecho a la negociación colectiva, incumpliendo su propia palabra, lo hacen sin cuestionar su propia responsabilidad sobre el despilfarro y la mala gestión de las cuentas públicas.

No firmaremos nuestra rendición

La propuesta de modificación que el Gobierno regional ha presentado sigue aumentando el paro, mandando a la calle a más de 2.000 contratados temporales, rebaja los salarios, prevé la gestión privada de las prestaciones por Incapacidad Temporal, disminuye las Ayudas de Acción Social, acaba con derechos sindicales, pretendiendo eliminar la capacidad de respuesta de los trabajadores ante sus acciones.

Y quieren que firmemos estos recortes, este retroceso histórico en nuestras condiciones laborales, "quieren que firmemos la rendición", pues, no, aquí nos siguen teniendo, con nuestra voz y nuestra protesta, con nuestra unidad, que la de la dignidad y resistencia. Seguiremos haciendo asambleas y movilizaciones hasta que el Gobierno rectifique y modifique las injusticias que se incluyeron en esta Ley.

Nuestro compromiso es con los trabajadores, lo único que mostramos es el respeto y la lealtad que nos merecemos, un respeto que el Gobierno regional "no ha mostrado", nuestro compromiso es con la sociedad de esta "castigada" región, así como con la calidad de los servicios públicos que una sociedad solidaria y desarrollada debe garantizar. "No estamos solos, nos acompaña buena parte de la sociedad, seguimos en la lucha" tras lo que llaman a la unidad.

Concentración este viernes en san esteban

De momento ya hay prevista otra concentración. Será este viernes, 11 de febrero, a las 12.00 horas, a las puertas del Palacio de San Esteban, sede del Gobierno regional, a expensas de conocer nuevos movimientos.

Esta concentración se encuentra dentro del calendario de movilizaciones y actuaciones para la derogación de la Ley de Medidas Extraordinarias para la Sostenibilidad de las Finanzas Públicas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento