Tras las reuniones celebradas esta mañana por la Interprofesional del Vino y el pleno del Consejo Regulador, ASAJA Rioja ha apoyado el presupuesto del Consejo Regulador. La razón fundamental es que las exigencias planteadas por ASAJA y compartidas por todo el Sector Productor se han visto cumplidas, ha informado mediante nota de prensa.

En primer lugar, "el equilibrio entre existencias y ventas de vino ha llegado a Rioja. En 2009 la ratio entre existencias y ventas era del 3,54 por ciento, es decir, había casi 4 cosechas de vino de Rioja en las bodegas cuando lo razonable para el sector es que sea 3 veces lo que se comercializa. Las existencias eran en diciembre de 2009 de 860 millones de litros de vino en las bodegas en un contexto de caída de las ventas del 7 por ciento".

Sin embargo, han explicado, "en 2010, gracias a la reducción de los rendimientos de uva tinta al 90 por ciento y del rendimiento de transformación en vino tinto al 69 por ciento, se han producido 40 millones de litros de vino menos. Si a esto se añade un incremento de las ventas del 13 por ciento, la situación actual es prácticamente de equilibrio ya que la ratio existencias/ventas se ha situado en el 3,07 por ciento, lo que se puede interpretar como 'equilibrio técnico' compartido por todo el Sector".

Por otro lado, el sindicato ha subrayado que "los precios de uva y vino están evolucionando de forma positiva. Ese equilibrio está propiciando un cambio de tendencia en los precios del vino y ASAJA ya tiene constatadas operaciones entre 2.200 y 2.500 pesetas por cántara, cuando hace justamente un año esos mismos vinos se pagaban en el mejor de los casos entre 1.500-1.800 pesetas/cántara . Si bien es cierto que aún existen operaciones de uva a precios insostenibles que ASAJA seguirá denunciando".

Existe, según Asaja, "un modelo de contrato tipo de uva y vino con un amplio respaldo. La tercera exigencia de ASAJA era la existencia de un contrato tipo para las operaciones de uva y vino en la DOCa Rioja. El contrato tipo aprobado en el día de hoy, una vez homologado, dará seguridad jurídica a los viticultores que lo suscriban ya que conocerán cuándo cobran sus uvas o vino y a qué precio. Reivindicaciones planteadas permanentemente por el sector productor".

"Se instaura el observatorio de precios en un mes. La cuarta exigencia de ASAJA y del resto de las organizaciones de productores, era la puesta en marcha de un observatorio de precios para que dichos contratos aportasen la información que la Denominación necesita para dar le la máxima transparencia", según el sindicato.

La quinta exigencia de ASAJA era "la elaboración de un Plan de Control por parte de los Servicios Técnicos del Consejo Regulador".

ASAJA ha decido finalmente apoyar los presupuestos del Consejo Regulador "tras verse plasmadas la mayoría de las demandas que se han planteado en las numerosas reuniones mantenidas por las organizaciones de productores, aunque ahora no lo quieran reconocer, y siendo conscientes de que la Institución, debe seguir siendo el motor que impulse de nuevo la economía regional".

Como principal organización representativa de los viticultores de esta Denominación, ha dicho Asaja, "asumimos una vez más nuestra responsabilidad evitando la paralización del Consejo que supondría el carecer de presupuesto y que perjudicaría claramente al Sector".

Consulta aquí más noticias de La Rioja.