Innova- Junta fija un máximo de 2 años para conectar las historias clínicas electrónicas entre Primaria y Especializada

Castilla y León se sitúa "a la vanguardia" de España en implantación de este sistema, con una cobertura del 92 por ciento, según Guisasola
quirofano
quirofano
JCCM/EP

El consejero de Sanidad, Francisco Javier Álvarez Guisasola, ha fijado un plazo máximo de dos años para llevar a cabo la conexión de las historias clínicas electrónicas entre la Atención Primaria, donde actualmente alcanza una cobertura del 92 por ciento, y Atención Especializada.

El consejero, quien ha inaugurado este lunes la jornada 'Herramientas de ayuda a la gestión clínica', calculó que en un plazo de uno o dos años "como mucho" la conectividad entre ambas áreas estará implantada en toda la Comunidad aunque por el momento es sólo Ávila la que, pionera, realiza el proceso.

En la jornada, dirigida a profesionales de la sanidad y miembros de la administración, se destacará el grado de implantación de la historia clínica electrónica en Primaria, que alcanza el 92 por ciento de los centros de salud y consultas que cuentan con el programa MedoraCyL, punto en el que Guisasola aclaró que la cobertura total se completará en el momento en que la banda ancha llegue a todos los puntos, especialmente núcleos de menos de 500 habitantes.

Castilla y León se sitúa, según el consejero, a la "vanguardia" en la implantación de la historia clínica electrónica tras la puesta en marcha de un proceso "largo y costoso" que comenzó con la unificación de todos los sistemas informáticos existentes al inicio y que concluirá con la mencionada conexión entre Primaria y Especializada.

El proyecto MedoraCyL, en lo que tiene que ver con el aspecto concreto de las historias electrónicas, supone un ahorro de "tiempo" pero, sobre todo y a juicio de Guisasola, de "calidad y agilidad" aunque entre las funcionalidades de esta iniciativa destacó también el nuevo módulo de tratamiento de guías asistenciales, que establecen pautas de diagnósticos o procesos terapéuticos para necesidades sanitarias de los pacientes o la "muy útil" centrada en la prescripción de medicamentos por principio activo.

A estos se suman el sistema automático para la codificación y ayuda al diagnóstico, que emplea los códigos internacionales de salud para las distintas enfermedades y la integración de Medora en el sistema de información de la inspección médica o aplicaciones centradas en la petición electrónica de analítica, entre otros.

Implantación nacional

Castilla y León lidera, junto a otras cuatro comunidades, el proceso de integración de las historias electrónicas en el ámbito nacional y, "aunque lento", el trabajo "no va mal", según Álvarez Guisasola, quien consideró que la iniciativa es "de gran utilidad" ya que permitiría que los profesionales de todas las comunidades dispusieran de información médica de cualquier paciente, no sólo de los de su comunidad, aspecto que beneficiaría especialmente a los enfermos crónicos.

El proceso, actualmente centrado en la metodología logística y la selección de items de historias clínicas y que persigue que los datos puedan ser trasladados en tiempo real a cualquier parte de España, podría culminar "en un futuro más pronto que tarde".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento