El Instituto Cántabro de Finanzas (ICAF) tiene un volumen de recursos disponible para financiar los proyectos de carácter tecnológico e investigador ligados al concurso eólico en el caso de que las empresas adjudicatarias no encuentren la financiación adecuada o no tengan acceso al crédito.

En cualquier caso, la financiación del ICAF dependerá de las circunstancias de cada una de las empresas, según ha precisado este viernes el consejero de Economía y Hacienda, Ángel Agudo, que ha remarcado que se trata de financiar los proyectos, no de subvencionarlos.

En este sentido, y a preguntas de los periodistas, ha indicado que algunas de las adjudicatarias son "potentes" e "importantes", por lo que no necesitarán la financiación del ICAF al no tener problemas de acceso al crédito. No obstante, a otras les puede parecer "interesante" esta opción, aunque presenten una "buena" situación.

Tras recordar que en 2009 emitió créditos por valor de 4,5 millones de euros, el consejero ha resaltado que el ICAF cerrará el presente ejercicio con un volumen superior a los 140 millones, pese al "impass" que ha experimentado el concurso eólico desde su adjudicación provisional, a principios de verano, y la definitiva, que ha tenido lugar este jueves, 18 de noviembre.

Ha vaticinado al respecto que la capacidad financiera del ICAF crecerá de forma "exponencial" en 2011 y los próximos años, una vez se desarrollen y "cuajen" los proyectos eólicos.

Al respecto, Agudo ha indicado que el desarrollo eólico "no se puede" ni se debe parar" ya que, en ese caso, "dejaría coja a la región" tanto desde el punto e vista económico como del desarrollo social.

Según ha insistido, ahora se está trabajando en el análisis de la viabilidad técnica y financiera de los proyectos, que deben cumplir "todos" los requisitos jurídicos desde el punto de vista medioambiental, paisajístico o urbanístico.

Los grupos adjudicatarios del concurso eólico son Nuevas Energías de Occidente S.L. (220 megavatios), Cantabria Generació S.L. (215 MW), Biobas, Jealsa y Engasa (210 MW), Biocantaber S.L. (205 MW), Sniace, Banco Santander y Helium (189 MW), E.ON Renovables (210 MW) y Actium, Ascan y Apia XXI (87 MW). 56.000

Empleos en diez años con el nuevo modelo productivo

Agudo ha recordado que el desarrollo eólico prevé una inversión aproximada de 2.000 millones de euros y la creación de unos 4.200 puestos de trabajo durante la instalación e los molinos.

El concurso eólico supone, según ha destacado, de un "elemento central" para el cambio de moldeo productivo, cambio con el que se prevé "multiplicar por dos" la productividad y crear del orden de 56.000 empleos netos en los próximos diez años.

Se trata además de empleos "de gran valor", porque están basados en el conocimiento y la cualificación, de forma que se van a incrementar la empleos vinculados a las nuevas tecnologías, el conocimiento y la investigación. De hecho, ha puntado el consejero, el número de investigadores se va a "triplicar" hasta 2020.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.