Girona ha dignificado este miércoles la fosa común del cementerio viejo de la ciudad y ha hecho un homenaje a las víctimas de la Guerra Civil con el apoyo de la Generalitat de Catalunya.

Casi 510 personas fueron ejecutadas entre 1939 y 1945 en la tapia del cementerio gerundense y enterradas en la fosa del cementerio viejo de la misma ciudad.

El Secretario de Interior, Relaciones Institucionales y Participación, Joan Boada, con la alcaldesa de Girona han dignificado la fosa común y han presentado la señalización de la antigua prisión provincial del seminario diocesano.

Consulta aquí más noticias de Girona.