El Govern prevé "técnicamente" una "salida de la recesión" en 2011, si se "mantiene" en Baleares el crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) en un 0,6 por ciento tras tres trimestres "en positivo", aunque ha advertido de que este repunte en la economía no se trasladará "inmediatamente" al mercado de trabajo por lo que su recuperación será "más lenta".

Así lo ha manifestado el conseller de Economía y Hacienda, Carles Manera, en una rueda de prensa en la que ha pedido "prudencia" a la hora de interpretar estos datos y ha apuntado que el Govern es "riguroso" en sus interpretaciones de los indicadores y que muestran signos de mejora en la economía balear.

En este sentido, Manera ha explicado que se han basado en cuatro indicadores, que no están procesados por el Ejecutivo autonómico, para hacer sus valoraciones; estos son las Encuestas de Servicios del Instituto Nacional de Estadística (INE), los datos sobre turismo del Frontur y Egatur, las cifras de ocupación de las islas y la recaudación tributaria en Baleares.

Así pues, el conseller ha destacado que entre enero y agosto de 2010 la recaudación tributaria en el archipiélago ha aumentado un 10,2 por ciento frente al 2 por ciento a nivel estatal, colocándose así como la comunidad autónoma con un mayor incremento. Algo que viene ocasionado por un aumento en la recaudación del Impuesto de Transmisiones y el Impuesto del Valor Añadido (IVA).

(

Habrá ampliación)