El secretario general de UGT-A, Manuel Pastrana, ha afirmado que su sindicato "ni comparte ni convoca" movilizaciones que "pasen por reventar actos ni político, ni social ni de ningún tipo", tras los pitos y abucheos que ha recibido este domingo el vicepresidente tercero del Gobierno y ministro de Cooperación Territorial, Manuel Chaves, durante la reinauguración de la Plaza de España de la capital hispalense por un grupo de trabajadores de la Agencia Andaluza del Agua.

En declaraciones a Europa Press Televisión, Pastrana ha negado que el sindicato hubiera convocado a los trabajadores al acto, al tiempo que ha añadido que no comparte "ningún tipo de actuación ni movilización de este tipo".

En este sentido, ha insistido en que desde la organización no se ha convocado ni se convoca "ningún tipo de movilización que vaya a reventar actos" y ha lamentado "profundamente" la presencia, si es que realmente la había, de compañeros de UGT en la reinauguración.

"Jamás hemos convocado una movilización que pase por reventar ningún tipo de acto político o social", ha reiterado porque, según ha incidido, "la solución al problema de esos trabajadores va a venir a través de la negociación para modificar ese decreto".

Al hilo de esto, ha recordado que dicho decreto "nunca debió existir" en los términos que el Gobierno lo ha planteado porque, a su juicio, es un "error y no soluciona ningún problema".

Por ello, ha señalado que tanto UGT-A como CCOO-A se encuentran actualmente en negociaciones con la Junta de Andalucía con el fin de resolver el problema "rápidamente", por lo que se negó a avalar "ningún tipo de movilización sindical que se extralimite en el respeto a cualquier acto o persona público o privado".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.