Meca concluye con éxito su nueva gesta entre Alicante e Ibiza
Reuters Reuters

'No podía mas', repitió un desfallecido nadador, que sufrió vómitos y picaduras de medusas durante su trayecto, a su llegada a Ibiza.

Meca, equipado con un traje de neopreno y apoyado por tres barcos equipados con luces, concluyó su gesta en unas 26 horas, cuando el tiempo estimado inicialmente era de 36 horas.

'Ahora mismo está siendo asistido, le harán algunas pruebas y estará en observación, pero su estado es debido a la hipotermia a la que se ha tenido que ver expuesto', dijo Raquel Henares, preparadora física de Meca, a RNE.

El nadador de 30 años, realizó la prueba - que hasta ahora no había concluido nadie - sin escalas y sin contar con una jaula para protegerse de los posibles peligros.

Con aproximadamente 50 campeonatos a sus espaldas, el actual nadador más rápido en cruzar el Canal de la Mancha en ambas direcciones, tratará de completar la mayor distancia a nado de la historia recorrida por un ser humano.

A pesar de ser la mayor hazaña para el nadador, no es la primera aventura de este tipo en la que tiene experiencia.

Además de cruzar el Estrecho de Gibraltar y entrar en el Libro Guinness de los Records cuando se convirtió en la primera persona en unir a nado las islas canarias de La Gomera y Tenerife, en 1999 fue también el primero en nadar desde Alcatraz hasta la bahía de San Francisco.