La localidad burgalesa de Miranda de Ebro concluyó esta semana la primera parte de los trabajos de mejora del alumbrado incluidos en el Plan E y que han permitido la sustitución de hasta 70 luminarias a lo largo de Ronda del Ferrocarril por otras de bajo consumo y la instalación de otras 70.

Según informó el Ayuntamiento de la localidad a través de una nota de prensa recogida por Europa Press, esta actuación permite "una mayor eficiencia, una mejor iluminación de las aceras, además de un ahorro energético que se inscribe en la política municipal de ahorro".

Los trabajos —con un coste superior a 50.000 euros en esta primera parte— se inscriben en el Segundo Plan E y fueron adjudicados por un total de 199.509 euros, de tal manera que quedó pendiente, aunque ya en ejecución, una segunda parte de actuación en otras zonas del casco urbano como PR-1, en Calle Real Allende, calles adyacentes de Ronda del Ferrocarril, Alfonso VI o Comuneros de Castilla.

Así, principalmente se fundamentan en el cambio al completo de las luminarias para la colocación de otras nuevas con lámparas y reflectores "más eficientes", prosigue la nota.

Durante el proyecto, se llevaron a cabo trabajos relacionados con la energía eléctrica y su ahorro en barrios de la ciudad y pedanías en cuanto al alumbrado y que han supuesto un coste total algo superior a los 222.000 euros.

En este sentido, se mejoraron las instalaciones del Casco Histórico, Los Corrales, Bardauri, La Tejera, Bayas, Ircio, Montañana, Suzana, Valverde, Ayuelas y Guinicio, además de instalaciones específicas en el polideportivo de Anduva y el Colegio Aquende, o la colocación de reductores de flujo.

Consulta aquí más noticias de Burgos.