La portavoz del Gobierno regional, María Pedro Reverte, atribuyó hoy la rebaja del rating de la Región de Murcia aplicada por la agencia de calificación crediticia Moody's, a la disminución de la calificación de toda España que "refleja la fragilidad en las perspectivas de recuperación económica del país a medio plazo".

En concreto, Moody's ha rebajado el rating de las comunidades autónomas de Madrid, Castilla y León, Extremadura y Murcia de 'Aa1' a 'Aa2' y la nota de la deuda de Castilla La Mancha de 'Aa2' a 'Aa3', todas ellas con perspectiva negativa, debido a la expectativas de un "deterioro duradero" de las finanzas de estas regiones.

Reverte insistió en que la revisión "refleja que la crisis económica que padece el conjunto nacional afecta a todas las comunidades autónomas" y lamentó que, la Región de Murcia "no es ajena a esa situación, como no puede ser de otra manera".

No obstante, afirmó que, según datos del Banco de España, Murcia tiene una ratio de endeudamiento del 6,3 por ciento del PIB, muy por debajo de la media nacional que es del 9 por ciento, lo que ha permitido a la Región "incrementar su nivel de endeudamiento al partir de una situación más privilegiada que otras comunidades autónomas, lo que también representa un mayor riesgo".

Al ser preguntada por las medidas a adoptar en estas circunstancias, Reverte indicó que el Gobierno regional "ya está aplicando medidas del control del gasto desde hace muchísimo tiempo, y sigue trabajando en nuevas medidas, como el recientemente aprobado Plan de Austeridad del capítulo 1, pionero por comunidades".

Igualmente, citó el plan de reducción de entes públicos anunciado por el presidente de la Comunidad Autónoma, Ramón Luis Valcárcel, y adelantó que el Ejecutivo "seguirá trabajando en la reducción de todos aquellos gastos prescindibles sin perjudicar a los capítulos que permiten que la Región se desarrolle".

En este sentido, Reverte avanzó que la Comunidad Autónoma va a empezar a trabajar en una factura con la intención de concienciar a todos los ciudadanos del gasto sanitario que supone cada una de las veces que una persona acude a urgencias o a un centro sanitario, aunque advirtió que la intención no es ponerla en marcha, porque se trata de una medida que, a su juicio, "tiene que ser consensuada por el Gobierno de España y de las Comunidades Autónomas".

Reverte, quien descartó que la bajada de calificación pueda afectar a la deuda contraída por los proveedores con la Administración regional, adelantó que las consejerías de Economía de Hacienda y la de Sanidad "están trabajando en el 'confirming' para evitar una deuda mucho mayor".

En el seno del Consejo de Política Fiscal y Financiera se está trabajando en cómo reducir los gastos más importantes de las comunidades, que son los gastos de los sistemas de salud de todas las comunidades autónomas, con medidas como el copago sanitario".

Consulta aquí más noticias de Murcia.