Caja Rioja tiene un tamaño pequeño. Está en el puesto 40 de las 45 cajas confederadas a CECA que había hace unos meses.

Tiene un activo de 3.729 millones de euros. El activo de un Banco o Caja son los préstamos y créditos concedidos. "Para hacernos una idea más precisa del tamaño de Caja Rioja, podemos compararla con Caja Madrid, que está en el 2º puesto del ranking de cajas y que cuenta con un activo de 180.970 millones de euros; o con la Caja Insular de Canarias, cuyo activo es de 9.354 millones de euros".

Caja Rioja se ha embarcado en un SIP (Sistema Institucional de Protección) o fusión fría, como se le conoce vulgarmente, con Caja Madrid, Caixa Laietana, Caja Insular de Canarias, Caja Ávila y Caja Segovia. Estas dos últimas advertidas por el Banco de España debido a su riesgo de insolvencia.

En un SIP las Cajas se integran en una estructura superior para la gestión, préstamos conjuntos, soluciones informáticas, etc, manteniendo cada socio en el ámbito local, su negocio minorista así como su marca y su obra social.

Caja Madrid tiene 8 oficinas en La Rioja y una cuota de participación en el mercado del 7,8 por ciento (Informe FRS del grupo Inmark), las demás cajas partícipes de este SIP prácticamente no tienen representación en La Rioja. El porcentaje de participación de Caja Rioja en este SIP es del 1,72 por ciento, lo que convierte a esta operación, de hecho, en una absorción de Caja Rioja por parte de Caja Madrid." ¿O es que pensamos que Caja Madrid va a perder su cuota de mercado, un bocado del 7,8 por ciento del crédito de La Rioja, retirando sus oficinas para dejar el mercado a Caja Rioja?", añadieron.

Ante ello se preguntaron si "¿Se ha investigado la opción de SIP con Cajastur, Caja Cantabria, Caja Extremadura y la CAM? En esta opción Caja Rioja hubiera sido participe de casi un 2,5 por ciento del SIP y no hubiera tenido solapamientos, pues la presencia de este SIP es testimonial, con sólo una oficina en Logroño".

La respuesta es que el SIP comandado por Caja Madrid está compuesto por Comunidades Autónomas gobernadas por el PP, mientras que el SIP que lidera Cajastur son del PSOE, excepto la CAM, que procede de una CCAA gobernada por el PP.

"¿Para cuando una Ley de Cajas de Ahorros que defina claramente de quién son las Cajas de Ahorros?", apuntaron.

Actualmente las Cajas son fundaciones empresariales, es decir, que tienen ánimo de lucro pero que destinan a la obra social aquella parte de los beneficios que quedan después de garantizar su solvencia.

Así definidas las Cajas están bien, pero la pregunta del millón es: "¿Quiénes son los dueños de las Cajas? Nadie, Nadie. Sin embargo las gestiona un consejo de Administración totalmente politizado2.

Según el Teorema de Coase, los derechos de propiedad mal definidos, crean ineficiencias e interferencias continuas en la gestión. Ejemplo perfecto: las Cajas.

Así, Caja Rioja es dirigida por un Consejo de Administración, compuesto por brillantes profesionales independientes así como por representantes del Gobierno de La Rioja y otras personas del ámbito político local y sindical, los cuales se distribuyen la cantidad de 500.000 euros al año por su trabajo.

"¿Por qué tiene que haber políticos y representantes del Gobierno de La Rioja y del Ayuntamiento de Logroño en el Consejo de Administración de una Caja? ¿No sería mejor que fueran en exclusiva excelentes profesionales del mundo financiero los que dirijan las Cajas? ¿En que ayudan los políticos a la hora de gestionar las cajas? ¿No sería mejor que existieran unos socios de verdad, que pusieran dinero con cuotas de participación, con una remuneración adecuada y con derechos de voto, como en cualquier otra empresa?"

Esperemos que pronto se apruebe la Ley de Cajas de Ahorro, profesionalizándolas y despolitizándolas, permitiendo que estas tomen sus decisiones por criterios económico-financieros en exclusiva. "Toparemos sin duda con la oposición de las oligarquías políticas locales y regionales, que ven en las cuotas de participación una lanza para acabar con sus privilegios. Pero hemos de impedir que se sigan utilizando las Cajas como chiringuitos para pedir préstamos partidistas en condiciones más ventajosas para esas oligarquías o sus partidos", concluyeron

Consulta aquí más noticias de Valladolid.