Ruiz Medrano, que hoy recibió al recientemente nombrado arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez, agradeció al prelado que la muestra se desarrolle en estas dos localidades y señaló el importante valor que supone la marca de Las Edades porque es un símbolo de "calidad, prestigio" y de hacer las cosas bien.

En esta línea, aseguró que las dos localidades "se volcarán" en que la muestra sea un éxito como en otras ediciones y añadió que la Diputación estará a su lado y participará con los recursos que tenga.

A este respecto, adelantó que la Institución provincial llevará a cabo este mismo año una campaña divulgativa para promocionar este "importante acontecimiento cultural" y turístico en estas dos localidades.

Mantendrá la calidad.

En cuanto a la posibilidad de que la muestra tuviera algún tipo de dificultad por las medidas tomadas por el Gobierno de cara a los ayuntamientos, Ruiz Medrano recordó que también la Diputación se verá afectada por ellas, por lo que tendrá limitadas sus posibilidades económicas de cara al futuro.

Sin embargo, se mostró convencido de que la edición de Las Edades tendrá la misma calidad que las anteriores y nadie pondrá en duda o cuestionará la marca, que sería "tirar por la borda" el trabajo de profesionales e instituciones durante años.

Así, insistió en que tendrá la garantía del valor arquitectónico y cultural de anteriores ediciones, "compromiso" de instituciones" y de la propia marca.

Por otra parte, el presidente de la Diputación aseguró que también se habló "de forma muy superficial" sobre la exposición permanente de Las Edades y su sede en el Monasterio de Santa María de Valbuena, en San Bernardo (Valladolid).

Ruiz Medrano incidió que se ha tratado la necesidad de dar contenido y razón de ser a Valbuena, algo en lo que "todas las administraciones se van a volcar" y considera que la exposición permanente que este mismo año se pondrá en marcha servirá para poner en valor y potenciar la sede de Las Edades.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.