La Policía ha detenido en el aeropuerto de Barajas a dos personas que iban vestidas como si fuera pilotos y que supuestamente trataban de introducir en España casi 55 kilos de cocaína que llevaban en un maletín de mano, han informado este lunes fuentes de la Jefatura Superior de Policía.

Los detenidos aguardaban cola junto al resto del pasaje del avión para pasar el control En un comunicado, las fuentes han detallado que Jocsan Manuel M.B., español de 35 años, y Henri José P.M., venezolano de 37, llegaron al aeropuerto de Barajas el pasado sábado en un vuelo procedente de Bolivia, con 27.460 y 27.340 gramos de cocaína, respectivamente. Según la Jefatura, ambos viajaron ataviados con el uniforme reglamentario de comandante de vuelo, es decir, con la gorra, la chaqueta, los galones, las insignias e, incluso, el tipo de maleta que suelen portar.

Sin embargo, a los agentes del Grupo de Estupefacientes del aeropuerto de Barajas les llamó la atención el hecho de que aguardaran cola junto al resto del pasaje del avión para pasar el control de pasaportes, ya que las tripulaciones suelen pasar "juntas y bastante más tarde que los viajeros". Por ello, los agentes comprobaron sus acreditaciones de personal de vuelo y detectaron que correspondían a una compañía distinta a la del avión en el que habían llegado a Madrid.

Las fuentes relataron que, al no formar parte de la tripulación del vuelo, los investigadores comprobaron los pasaportes y los billetes de avión y constataron que no eran ni comandantes ni personal de la tripulación. A continuación, los agentes revisaron una maleta y un maletín que cada uno de los detenidos portaba como equipaje de mano y descubrieron 50 paquetes de forma rectangular que contenían una sustancia blanquecina que sometida al reactivo 'narcotest' resultó ser cocaína.

Consulta aquí más noticias de Madrid.