En concreto, y según informaron a Europa Press fuentes municipales, el pleno acordó ceder provisionalmente al Instituto Armado la planta baja del número dos de la Calle Colón para su uso por parte de los efectivos a la espera de que la mencionada negociación se traduzca en un nuevo cuartel de la Guardia Civil.

En un pleno anterior, como informaba a Europa Press el concejal de Seguridad Ciudadana, Jorge Mora, se había acordado por unanimidad el "protocolo de colaboración" previo al convenio que firmarán el Ayuntamiento de Gines y el Ministerio de Interior para la construcción del nuevo cuartel.

A tal efecto, Mora explicó que una vez que entre en vigor el convenio, el Ministerio de Interior gozará de un periodo de "cinco años" para que "entre en funcionamiento" el nuevo acuartelamiento de la Benemérita. Y es que, según reconoció, las actuales instalaciones de la Guardia Civil "están ruinosas" pese a que son unos 70 los agentes que prestan servicio desde este puesto.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.