En concreto, el ex alcalde del municipio 'andritxol' fue encausado por el magistrado a petición de la acusación particular, ejercida por el Consistorio a través del abogado Pablo Alonso de Caso, tras tomar declaración el pasado día 10 al ex presidente del Govern balear y de la entidad investigada, Gabriel Cañellas, y al ex alcalde de Andratx, Eugenio Hidalgo.

Cabe recordar que tanto Cañellas como Hidalgo se desvincularon del supuesto desvío de fondos públicos que se produjo cuando el Consistorio andritxol acordó en 2006 destinar 7.500 euros mensuales a la entidad para la gestión de Sant Elm. En el caso de Porsell, la acusación particular postula que fue la persona que en su condición de alcalde accidental, el 2 de marzo de 2006 propuso la firma del convenio entre el Consistorio y la Fundació y que posteriormente rubricaron Cañellas e Hidalgo.

Asimismo, el Ayuntamiento defiende que Porsell, como primer edil, firmó el 2 de abril de 2007 la renovación del convenio entre ambas entidades, sin mediar el informe preceptivo de intervención y sin el respaldo de informe jurídico alguno de los funcionarios del Ayuntamiento, tal y como consta en el escrito presentado por la acusación y al que tuvo acceso Europa Press.

La solicitud de la parte perjudicada para pedir la citación de Porsell se ampara asimismo en la declaración efectuada por el secretario del Consistorio Guillermo Pujol el pasado mes de diciembre como testigo, en la que expuso que tanto Hidalgo como Porsell supusieron durante la firma la intervención del secretario del Ayuntamiento, cuando éste no había asistido aun siendo preceptiva su participación técnica.

Es por todo ello que la acusación particular atribuye al ex alcalde, al igual que a Hidalgo y Cañellas, los presuntos delitos de prevaricación, malversación de caudales públicos, falsedad en documento y defraudación a la administración.

Se da la circunstancia de que fue Porsell quien sustituyó a Hidalgo al frente de la alcaldía de Andratx y fue nombrado el 14 de diciembre de 2006 primer edil con el apoyo de siete de los trece regidores del Consistorio. Ello después de que su antecesor fuese arrestado el 27 de noviembre de ese año por su implicación en la presunta trama de corrupción urbanística en el municipio mallorquín, y que en la actualidad está siendo investigada en el marco de una compleja causa dividida en 74 piezas.