El presidente mauritano, Mohamed Uld Abdelaziz, destituyó este miércoles al general Ahmed Bekrine, jefe del Estado Mayor de la Gendarmería Nacional, el cuerpo a cuyo cargo está la búsqueda de los cooperantes españoles secuestrados, junto con las Fuerzas Armadas.

El Gobierno no ha dado ninguna explicación por este ceseSegún informó en un comunicado la agencia de prensa oficial de Mauritania AMI, el general Bekrine ha sido reemplazado por el coronel N'Diaga Dieng, hasta ahora secretario general de Defensa.

La nota no especificó si el cese tuvo alguna relación con la situación de los tres cooperantes españoles, que continúan en paradero desconocido, aunque medios locales lo vinculan a su actuación en este caso.

La prensa local la vincula al secuestro de los españolesEl general destituido está considerado como un hombre cercano a Abdelaziz, de quien ha sido un estrecho colaborador desde que éste tomó el poder, en verano de 2008.

La Gendarmería Nacional está encargada, entre otras labores, de controlar las carreteras de Mauritania y las poblaciones alejadas de los núcleos urbanos.

Por el momento, las autoridades mauritanas no han ofrecido ninguna información sobre el paradero de Albert Vilalta, Roque Pascual y Alicia Gámez, secuestrados el pasado domingo en la carretera entre Nuakchot y Nuadibú (norte del país).