Las precipitaciones registradas en Cantabria durante los cinco primeros meses de este año dejaron una media de 91,1 litros por metro cuadrado (l/m2), lo que supone un 33% más que en el mismo periodo de 2008, cuando la media fue de 68,4%.

Los meses más lluviosos de 2009 han sido enero, con 151 l/m2, seguido de febrero (92 l/m2), marzo (87,9 l/m2), abril (81,2 l/m2) y mayo (42,7 l/m2).

Sin embargo, según la última actualización de datos del Instituto Cántabro de Estadística (Icane) sobre los datos del clima y suelo, --actualización realizada a principios de julio y que ha sido recogida por Europa Press--, en 2008 el mes en que más llovió fue marzo, con 145,2 l/m2, seguido de abril, con 91,6 l/m2.

Les siguen, de lejos, enero con 47,8 l/m2, febrero con 42,5 l/m2 y, por último, mayo, con 15,3 l/m2. TEMPERATURA

Respecto a la temperatura media registrada entre enero y mayo en la región, destaca que en 2009 fue más baja que en 2008, con 11,3 grados centígrados frente a 12,6.

Este año, los meses más calurosos han sido mayo (14,8 ºC) y abril (11,9 ºC), al igual que en 2008, cuando en mayo hubo una media de 15,4 grados y en abril de 12,5.