La Guardia Urbana ha localizado a un motorista kamikaze, que circulaba por Barcelona en sentido contrario, haciendo trompos, derrapadas y piruetas, gracias a la difusión de vídeos suyos por internet.

La Policía ha puesto en disposición judicial el conductor, Chamil K.,  informa La Vanguardia.

El imputado no tiene ningún carné de conducir, salvo la licencia para ciclomotores, que le fue retirada hace un tiempo tras perder todos los puntos.

Por exceso de velocidad

Chamil K.  acumula multas por exceso de velocidad, saltarse semáforos en rojo, no respetar los pasos de peatones...

La investigación se inició a raíz del visionado de un vídeo de internet en el que el chico, conocido con el sobrenombre de El Ruso, aparecía haciendo piruetas con su moto por diferentes puntos de la ciudad y se saltaba el alto que le daba la Guardia Urbana en plaza Catalunya.