La Guardia Civil ha detenido a 17 personas como presuntas integrantes de una red internacional dedicada al tráfico de drogas entre Venezuela y España, en el transcurso de una operación policial en la que se ha desmantelado un laboratorio de cocaína.

El centro de operaciones estaba en un piso de L'Hospitalet de Llobregat
Según informa la Guardia Civil en un comunicado, en la operación,
denominada Mensaka, se han detenido a 14 personas de nacionalidad colombiana, un venezolano y dos españoles.

También se han intervenido un total de 3.991 gramos de cocaína, 226.976 euros, nueve vehículos, 25 teléfonos móviles, nueve básculas electrónicas de precisión, un rifle del calibre 22 con silenciador, municiones, joyas y productos para adulterar las drogas.

La investigación sobre esta red se inició hace varios meses, cuando se tuvo conocimiento de que una persona de nacionalidad colombiana, que se hacía pasar por mensajero, se dedicaba al tráfico de drogas en L'Hospitalet de Llobregat.

Su piso era un laboratorio

Los agentes constataron que este hombre tenía un piso en esa ciudad que utilizaba como laboratorio para el procesamiento de cocaína, donde se incautaron útiles para la adulteración de la droga y para llevar a cabo todo el proceso de extracción de drogas en ropas impregnadas o dobles fondos de maletas.

La red utilizaba a un ciudadano venezolano con domicilio en las Islas Canarias para enviar a Venezuela el dinero procedente del narcotráfico.

La actividad se desarrollaba, según la Guardia Civil, en Madrid y Barcelona, aunque los investigadores interceptaron también un envío de droga a Granada.