Se registrarán todas las llamadas y datos por internet.
Se registrarán todas las llamadas y datos por internet. (ARCHIVO)

Cada llamada telefónica, correo electrónico o página web visitada dentro del Reino Unido quedará reflejada en unas 'cajas negras' que el Gobierno piensa instalar para almacenar todos esos datos en archivo central.

La Administración ha comunicado a la dirección de las empresas de telecomunicaciones que la tecnología utilizada en estas 'cajas negras' puede retener y almacenar al instante toda esta información antes de enviarla a la base de datos central controlada por el Gobierno.

Los consumidores creen que se ha llegado demasiado lejos

El asunto, según The Independent, ha creado gran controversia en el país, ya que los consumidores creen que se ha llegado demasiado lejos y de esta forma entrometerán en su esfera privada. En cambio, los expertos en terrorismo del propio Gobierno británico aseguran que es un gran avance en este campo.

El nuevo sistema, conocido como Government's Interception Modernisation Programme (Programa del Gobierno para Modernizar la Recepción de Datos), se dio a conocer a las compañías de telecomunicaciones este lunes y, aunque en todo momento se explica cómo se guardará la información, los consumidores quieren saber sobre el uso que se le dará a esos datos en el futuro.