La Gerencia de Urbanismo del Ayuntamiento de Murcia quiere poner su grano de arena para paliar la crisis. El concejal del ramo, Fernando Berberena (PP), aseguró ayer que darán licencias de
apertura automáticas para abrir negocios.

En el momento que el empresario la solicite se le dará una licencia provisional. Bastará con que entregue la documentación que se exige.

A los tres meses se les dará una licencia definitiva. «Los comerciantes se podrán ahorrar así dinero porque abrirán antes», dijo Berberena.

Otra de las medidas será la de agilizar la devolución de avales, ya que en muchas ocasiones las empresas tienen muchos avales entregados y los bancos no les conceden más.