Laurence Ferrari.
Laurence Ferrari. (TIMES ONLINE)

Mientras que los tratamientos de belleza avanzan para hacer que hombres y mujeres eliminen la huella del tiempo en sus rostros, la ciencia ha de avanzar también en dirección contraria para conseguir envejecer a las presentadoras de las noticias.

Fue aclamada como una de las presentadoras más glamurosas de la televisión francesa, pero ha tenido que deshacerse de todo aquello que la hacía atractiva

La periodista francesa Laurence Ferrari, que fue aclamada como una de las presentadoras más glamurosas de la televisión francesa, según Times Online, ha tenido que deshacerse de todo aquello que la hacía atractiva a ojos de los espectadores para que éstos le tomen en serio.

Cambio de imagen

Su melena rubia, el brillo de labios y su joven sonrisa generaban cierta desconfianza en los espectadores del canal TF1, de una media de 60 años, por lo que la presentadora, de 42 años se ha visto forzada a aparentar el aspecto apropiado para su edad.

Por ello ha cambiado su corte de pelo, su maquillaje, su ropa y todo aquello que hizo que los directivos de la cadena la presentaran como un "icono hollywoodiense" cuando fue presentada a principios del verano.

Ferrari tendrá que adaptarse ahora a su nueva imagen, que responde a un intento de la cadena por recuperar una notable pérdida de audiencia en el último año, al igual que su reciente fichaje.