La Gran Vía de Murcia será escenario de la última aventura acústica de Enrique Máximo y del prestigioso compositor Llorenç Barber en el concierto que clausura el festival Alter Arte.

Por primera vez en la historia entrarán en armónica concertación el instrumento más representativo del pasado siglo, el motor de explosión y los elementos más singulares de la tradición sonora del antiguo Reino de Murcia: tambores, metales y voces humanas, es decir, la piel, el mineral y lo racional.

A ello se unirá la banda sonora de la ciudad: el ruido de patrullas y ambulancias.

Es un carrusel con raíces en la tradición romana del circo, que llega hasta nuestro tiempo intentando poner en evidencia la disputa entre el pasado y la modernidad que supuso para Murcia la apertura de la Gran Vía.

Domingo. La Gran Vía. Murcia. 22.00 horas. Entrada gratis.