Agentes de los Mossos d'Esquadra vigilan las entradas y salidas del colegio La Presentació de Arenys de Mar después que un chaval de 12 años que estudia en el centro fuera agredido por otro alumno de 19.

El chaval agredido es muy corpulento: mide 1,76 metros y pesa 83 kilos
Los hechos ocurrieron hacia las 8 de la mañana del pasado 30 de septiembre cuando el menor agredido iba a clase con unos amigos. Según ha relatado la familia del chaval, éste golpeó "sin querer" el retrovisor del coche del agresor.

El conductor salió del vehículo y golpeó con la cabeza la nariz del menor, además de propinarle varios puñetazos y patadas.

La escuela expulsó al agresor el mismo día de los hechos pero hoy por hoy, el chico aún se pasea por los alrededores del colegio para ver a sus amigos.

Sin lesiones físicas importantes

Ante este hecho, la familia de la víctima alertó a los Mossos d'Esquadra, que vigilan la entrada y la salida de los alumnos porque el menor "tiene miedo".

La madre del chaval ha asegurado que los golpes no causaron lesiones físicas importantes al niño, que es muy corpulento: mide 1,76 metros y pesa 83 kilos.