Sobre el arrestado, Mario Santafede, pesaba una orden europea de detención por su presunta participación en operaciones de droga a gran escala desde Colombia, Ecuador, Países Bajos, España e Italia.

La detención tuvo lugar el viernes a las ocho de la tarde en un inmueble lujoso de la Ciudad Condal, informó Interior, donde el presunto mafioso llevaba un altísimo nivel de vida y extremaba las medidas de seguridad.

Santafede, que según Interior ha alterado su aspecto físico hasta el punto de que se dudó de su identidad, tiene pendiente una condena firme en Italia de 14 años de prisión, donde las autoridades investigan si ordenó al menos tres homicidios.

El detenido comparecerá en las próximas horas ante la Audiencia Nacional.