El Ayuntamiento ya ha sacado a concurso las obras de urbanización de la Plaza de San Miguel y de varias calles de su entorno, que previsiblemente comenzarán antes de que finalice el año y durarán ocho meses.

Los trabajos afectarán, además de a la plaza, a las calles Doctor Cazalla, León, Concepción, Gardoqui y San Diego.

El presupuesto (casi 2 millones de euros) servirá para renovar las redes de abastecimiento que ya están antiguas, pero también para mejorar el aspecto exterior de la zona y para redistribuir el espacio disponible.

Instalarán nuevas farolas, se eliminará el tendido eléctrico y también se mejorará el arbolado de toda la zona, se conservarán los 18 árboles existentes y se plantarán otros 27, con su correspondiente red de riego.

En la plaza de San Miguel ampliarán la zona peatonal y pondrán bancos con asientos de madera y bancos de piedra. También habrá papeleras, una fuente de agua y contenedores soterrados.

Cuando se inicien las obras, a lo largo del otoño, se procederá a reordenar el tráfico en toda la zona.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE VALLADOLID