Un 'festín de reyes'
Gordon Brown, Manmohan Singh, Nicolas Sarkozy, Thabo Mbeki, George W. Bush, Felipe Calderon y Stephen Harper. (AP) AP
Las tres agencias de las Naciones Unidas con sede en Roma, la FAO, el PMA y el FIDA, exigieron el martes a los líderes del G8 "un impulso decisivo en la lucha contra el hambre". Los responsables de las tres agencias de la ONU recuerdan que una de las principales causas de la actual crisis alimentaria mundial es el fuerte descenso de las inversiones agrícolas durante las tres décadas pasadas.

Pero ante la falta de resultados en Japón, los dirigentes de los 8 países más industrializados del mundo, celebran su reencuentro con un festín de 19 platos. 'Bendiciones de la Tierra y el Mar' así denominaron los chefs japoneses el menú de 19 platos que habían preparado para los jefes de gobierno en la primera jornada de la cumbre, según se puede leer en El Mundo.

El 'menú de Reyes' estuvo compuesto por: 

1. Entrantes

- Maíz relleno de caviar, salmón ahumado y erizo de mar, tartaleta de cebolla y bulbos de azucena y ajedrea.

2. Primer plato

- Ternera de Kioto bañada en algas y condimentada con espárragos y salsa de sésamo, tacos de atún con aguacate, salsa de soja y shiso, sopa de almejas, congrio con azucenas y vinagreta de soja, langostinos, rollitos de anguila a la plancha envueltos en bardana, boniatos, gobio frito en aceite de soja.

3. Entreplato

- Sopa de marisco.

4. Segundo plato

- Pescado del Pacífico a la plancha con vinagreta de pimienta.

5. Tercer plato

- Cordero lechal con hierbas aromáticas, trufas negras y salsa de piñones.

6. Postre

- Tabla de quesos con miel de lavanda y frutos secos y degustación Fantasía del G-8.

7. Café

- Café y dulces rellenos de fruta. 

Organizaciones humanitarias, como Save The Children, se han apresurado a criticar el opíparo menú que degustaron los dirigentes del G-8. Dominic Nutt, miembro de la organización humanitaria, ha considerado que “es profundamente hipócrita que los líderes mundiales coman plato tras plato mientras hay una crisis alimentaria y millones de personas que no tienen ni que comer”.