Torra propone poner urnas para la autodeterminación en esta legislatura y ERC marca distancias

  • El presidente catalán ha acusado al Gobierno de construir "un relato" que tacha al independentismo de "violento".
  • Torra ha condenado la violencia en las protestas por la sentencia del 'procés'.
  • También ha afirmado que se investigará quién hay detrás de los disturbios y ha pedido autocrítica a Mossos.
  • DIRECTO | Todas las noticias sobre las protestas por la sentencia del 'procés'.
El presidente Quim Torra comparece en el Parlament
El presidente Quim Torra comparece en el Parlament
DAVID ZORRAKINO - EUROPA PRESS
El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha afirmado este jueves en el pleno del Parlament que "si por poner urnas nos condenan a 100 años, la respuesta es clara: se deberá volver a poner urnas para la autodeterminación", y ha acusado al Estado de construir "un relato falso según el cual el independentismo es violento". Además, ha defendido que en esta legislatura se debe poder lograr la independencia.

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha afirmado este jueves en el pleno del Parlament que "si por poner urnas nos condenan a 100 años, la respuesta es clara: se deberá volver a poner urnas para la autodeterminación", y ha acusado al Estado de construir "un relato falso según el cual el independentismo es violento". Además, ha defendido que en esta legislatura se debe poder lograr la independencia, un planteamiento que ha cogido por sorpresa a ERC, porque lo desconocía, y ante el cual los republicanos han mostrado sus recelos, pues rechazan poner plazos a una votación.

Fuentes del entorno del president han precisado que votar no necesariamente significa un nuevo referéndum unilateral, sino que podría pasar por unas elecciones planteadas en clave "plebiscitaria".

Torra ha insistido en la tesis del ''lo volveremos a hacer', como reacción a la sentencia "de la ignominia" del Supremo por el 1-O. "No nos podemos permitir ni un paso atrás en la defensa de nuestro derecho a la autodeterminación. Está la dignidad de Cataluña en juego y con eso no se juega", ha señalado.

También ha dicho que el Govern rechaza la sentencia "porque no se ha condenado solo a nuestros representantes, se ha condenado a la democracia y a más de dos millones de personas que participaron en el referéndum".

Asimismo, ha mostrado su "consternación e indignación" por la decisión del Tribunal Supremo y ha aseverado: "Es un momento grave para el país". También ha remarcado que no hay que ser independentista, soberanista o catalanista para ver que la sentencia es una "vergüenza inaguantable" y ha afirmado que el fallo del Tribunal Supremo "solo quería venganza y escarmiento". Según el presidente, "solo con un poco de sentido de justicia tendría que haber bastante".

Torra ha apuntado, además, que el juicio del 'procés' "acabará condenado en los tribunales europeos algun día" y que eso demostrará que fue una "escenificación". "No hay ningún proyecto político que merzca encerrar a nadie en prisión para ganar", ha añadido, y ha reclamado la "amnistía" para los presos del 'procés'.

Condena la violencia

El presidente también ha hecho un llamamiento a la "calma" y al "civismo", ha condenado la violencia. "No nos reconocemos en la violencia, no es nuestro lenguaje", ha señalado el presidente, que "rechaza y condena todas las violencias, vengan de donde vengan".

Ha añadido que "si hay provocadores y agitadores que quieren cambiar el rumbo de las movilizaciones políticas hay que apartarlos. Habrá que investigar a fondo para saber quién hay detrás de estos incidentes", ha apuntado. Sin embargo, ha defendido la "desobediencia civil".

En este sentido, ha advertido al resto de grupos de la cámara que "nadie intente mezclar cosas, que nadie intente criminalizar la desobediencia civil, porque no es violenta, sino el camino legítimo para conseguir los objetivos". "A algunos les debería dar vergüenza mezclar la desobediencia civil con la violencia", ha apuntado Torra.

Por otro lado, ha pedido hacer "autocrítica" por las cargas de Mossos d'Esquadra a manifestantes independentistas, pero ha dedicado unas palabras de apoyo a la policía autonómica -"confío en ellos", ha dicho-. Sin embargo, ha avisado de que, si no se hacen bien las cosas hay que "exigir responsabilidades y cumplimiento de los principios de actuación policial legalmente establecidos".

"No nos podemos permitir ninguna vulneración de los protocolos de actuación establecidos: mediación, proporcionalidad, evitar daños mayores", ha remarcado Torra, antes de añadir: "Si no hiciésemos un ejercicio de revisión y reparación, no estaríamos haciendo ningún buen favor al cuerpo de agentes".

Se autoinculpa

El presidente del Govern ha anunciado, además, que ha decidido autoinculparse de los mismos delitos por los que el Tribunal Supremo (TS) ha condenado a los lideres independentistas por el 1-O.

"Si nuestros compañeros han sido declarados culpables, yo también lo soy, y por ello he decidido autoinculparme. Yo también soy autor de este falso delito que se les han imputado", ha destacado en su comparecencia en el Parlament tras la sentencia del Supremo.

También ha animado al resto de diputados de la Cámara a emular su gesto y a que se autoinculpen de estos delitos: "Espero que los compañeros, que también se sientan heridos, hagan lo mismo".

Además, ha apelado de nuevo al presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, a "encarar el conflicto como lo hacen las democracias, hablando y dando la voz a la ciudadanía".

"Ni la unidad de España ni la independencia de Catalunya pueden servir como excusa para vulnerar los derechos de la población y de los representantes políticos", ha subrayado.

Malestar en ERC

La propuesta de Torra ha generado malestar y inquietud en las filas de ERC, que, según fuentes consultadas, desconocía que iba a haber este anuncio en el pleno.

Las mismas fuentes han asegurado que Torra no había compartido la propuesta con sus propios consellers, ni siquiera con el vicepresidente del Govern y coordinador de ERC, Pere Aragonès.

De hecho, durante el pleno, el presidente del grupo de ERC en el Parlament, Sergi Sabrià, se ha desmarcado de Torra y ha advertido de que "no es el momento de poner fechas" al ejercicio de la autodeterminación, aunque ha dicho que su partido "valorará" la propuesta.

Incluso desde la CUP, a través de unas declaraciones de la diputada Natàlia Sànchez, han sostenido que es "arriesgado y poco útil" marcar "fechas" para ejercer la autodeterminación.

Fuentes del entorno del president han indicado que, además de la reunión oficial del pasado martes, ayer miércoles hubo un encuentro discreto de Torra con los consellers para comentar las líneas generales del discurso en el Parlament. Entre ellas, no estaba la propuesta de ejercer la autodeterminación esta legislatura, según fuentes republicanas.

Por su parte, fuentes del grupo parlamentario de JxCat han admitido que también desconocían la propuesta y han explicado que pedirán una reunión a Torra y al expresidente Carles Puigdemont para tener todos los detalles, si bien defienden que el presidente de la Generalitat tenía todo su derecho a no contarla de antemano.

Al término de la sesión, Torra y Aragonès se han reunido en la zona de despachos institucionales para abordar el asunto, con la presencia de la consellera de Presidencia, Meritxell Budó (JxCat).

Según fuentes de ERC, Aragonès le ha expresado a Torra el "malestar" y la "inquietud" de su partido por no conocer previamente que iba a plantear una propuesta sobre la autodeterminación.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento