Un camarero sirve café.
Un camarero sirve café. EUROPA PRESS - Archivo

Los directivos de la región Noreste del Estado -Baleares y Cataluña- mantendrán las previsiones de empleo entre julio y septiembre e, incluso, algunos de ellos esperan que se incremente ligeramente su equipo en verano.

Así se desprende los últimos datos del estudio ManpowerGroup de Proyección de Empleo para el tercer trimestre de 2019 que también revelan que solo el 7% de los directivos españoles prevén aumentar sus plantillas durante los meses de verano.

Del total de directivos que han participado en la encuesta, un 5% espera una disminución y el 84% no anticipa ningún cambio. No obstante, la proyección de empleo neto en España respecto al año anterior es "prudente", ya que es del 1%.

Por regiones, del estudio se desprende que las contrataciones se mantendrán en tres regiones, además de la noreste. Es el caso de norte (Aragón, Cantabria, La Rioja, Navarra y País Vasco), noroeste (Asturias, Castilla y León y Galicia) y en la región centro (Castilla-La Mancha y Madrid). En concreto, se prevén incrementos de la contratación del 9% en el norte, del 4% en noreste y noroeste y del 3% en la centro.

Por otro lado, según el sector, siete directivos del total de los diez sectores de actividad analizados prevén reducir sus equipos durante julio y agosto. No obstante, las perspectivas de contratación han mejorado en cinco de los diez sectores, en comparación con el trimestre anterior.

Teniendo en cuenta el tamaño de las empresas, los directivos de las grandes, con una proyección del 21%, y medianas, con una proyección del 7%, son los que tienen las proyecciones de empleo más elevadas.

El presidente de ManpowerGroup España, Raúl Grijalba, ha afirmado que, aunque los datos son moderadamente positivos para el próximo trimestre, "no dejan de reflejar una desaceleración gradual de la creación de empleo, que es paralela a la ralentización del crecimiento económico de los últimos meses.

"El consumo privado y las exportaciones han sido grandes pilares económicos, pero es fundamental emprender una senda de reformas que garanticen una mejora de la productividad y la competitividad de la economía española con la vista puesta en el medio y largo plazo", ha añadido.

También cree que es necesario revitalizar las políticas activas de empleo, acercar las necesidades de las empresas al mundo educativo y e impulsar con agilidad la transformación digital y cultural de las organizaciones para la creación de nuevos empleos.