Trib.-Jurado Popular declara culpable al acusado de matar a una pareja en Caravaca y a hermanos Valverde de encubridores
Trib.-Jurado Popular declara culpable al acusado de matar a una pareja en Caravaca y a hermanos Valverde de encubridores EUROPA PRESS - Archivo

Asimismo, considera culpable de este último delito a los hermanos Dionisio y Demetrio Valverde, además de encubridores de este doble crimen, ocurrido en abril de 2016 en el paraje Rincón de la Guitarra, de la localidad de Caravaca de la Cruz. Todos ellos, según el Jurado, no son merecedores del indulto.

Los miembros del Jurado consideran probado por unanimidad de los delitos de asesinato a 'El Orejas', de tenencia ilícita a éste y los hermanos Valverde, así como el delito de encubridores a ambos.

Igualmente, no aprecia signos de agresión por parte de las víctimas y considera probado que los hermanos Valverde conocían los hechos días antes del registro en su domicilio, donde se halló el arma homicida.

Tras hacerse público el veredicto del Jurado, la fiscal ha modificado su escrito de acusación al rebajar una de las penas de asesinato para 'El Orejas'. Así, reclama para éste 25 años de cárcel por el asesinato de la mujer, 14 años y 11 meses por el del hombre y un año de prisión por tenencia ilícita de armas.

Para Dionisio V.T. pide tres años de cárcel por el delito de encubrimiento y otros tres años por la tenencia, y para Demetrio V.T. solicita tres años por la tenencia y no pide pena por el delito de encubridor al ser su hermano.

La acusación que representa a los hijos del fallecido se adhiere a la petición de la fiscal para 'El Orejas' en sendos delitos, aunque añade que se apliquen las medidas de seguridad respecto a los familiares y las correspondientes indemnizaciones de los dos hijos de la víctima, que suman una cuantía total de 80.000 euros.

A los hermanos Valverde los considera culpables de un delito de tenencia ilícita de armas, por el que pide tres años de cárcel, y otros tres por el de encubrimiento, con las oportunas medidas de seguridad. Todos ellos deberán hacerse cargo de las indemnizaciones y las costas de la acusación.

La acusación que representa a los tres hijos de la fallecida eleva las penas y reclama para 'El Orejas' 25 años de cárcel por el asesinato de la mujer y 20 años por el del hombre, además de dos años por la tenencia; y para los hermanos Valverde tres años por cada uno de los dos delitos de encubrimiento y tres años por la tenencia. La indemnización que solicita asciende a 150.000 euros.

Mientras que la defensa de 'El Orejas', que pedía su absolución al alegar que lo hizo en defensa propia al ver amenazado tanto a su hijo, menor de edad, como a su padre, de 72 años, solicita siete años y medio por el asesinato del hombre y 10 años por el de la mujer, así como tres meses por la tenencia.

Y el abogado que defiende a los hermanos Valverde pide para Dionisio seis meses por el delito de encubrimiento y dos años por la tenencia y a Demetrio dos años por la tenencia y no considera que sea encubridor, por lo que se adhiere a la fiscal.

RELATO DE LOS HECHOS

Los hechos, según la fiscal, ocurrieron en abril de 2016 en el paraje Rincón de la Guitarra, de la localidad de Caravaca de la Cruz. El acusado Juan A.A. denunció a la víctima tras conocer que ésta, a su vez, le había denunciando con anterioridad y le acusaba de haberle robado 2.000 euros un mes antes en su vivienda de la venta de ganado.

Ante esta situación, 'El Orejas', que afirmó que la víctima le acusaba de un robo que no había cometido y que, además, le había amenazado de muerte, decidió acabar con la vida de éste.

Dionisio V.T., conocedor del deseo del procesado de acabar con la vida de la víctima, no sólo le facilitó la escopeta, sino que también le dio entre seis y ocho cartuchos adecuados para la misma.

El procesado Juan A.A. se citó con la víctima para verse por la noche en un bar de Caravaca, aunque en realidad era para ganar tiempo para acceder a su casa y esperarlo allí para acabar con su vida. La víctima, ignorante de las intenciones de éste, acudió al encuentro con su pareja sentimental, pero viendo que sobre la medianoche nadie apareció, regresaron a su vivienda, donde esperaba Juan A.A.

En ese momento, y a una distancia de entre un metro y metro y medio le disparó en la axila derecha, lo que ocasionó a la víctima un shock hipovolémico hemorrágico que conllevó su muerte. A continuación, el acusado, con el fin de que la pareja sentimental pudiera contar lo ocurrido, le disparó igualmente por la espalda, que le produjo lo mismo y falleció.

Consulta aquí más noticias de Murcia.