Voluntarios de Proem-AID
Voluntarios de Proem-AID PROEM-AID - Archivo

El premio a Proem-Aid se anunció el pasado 15 de febrero, tras la celebración en Ibiza del Consell de Govern que concedió los galardones. Proem-Aid está dedicada a rescates de emergencia en el Mar Mediterráneo y fue premiada junto a la ONG Proactiva Open Arms, que también se ocupa de rescates humanitarios.

Desde diciembre de 2015, Proem-Aid desarrolla su labor en el sureste de la isla griega de Lesbos y desde septiembre de 2017 también en el Mediterráneo Central. Los equipos de rescate están formados por bomberos, buceadores, nadadores y sanitarios que rotan cada 15 días.

Al acto de entrega de la distinción acudirá el coordinador de la ONG nivel nacional, Manuel Blanco. Los galardones se entregan en un acto institucional -en el que también se entregan las Medallas de Oro de la Comunidad- en La Lonja de Palma la víspera del 1 de marzo, Día de Baleares. Este año, también han sido galardonados con un Ramon Llull la actriz Rossy de Palma, la chef Macarena de Castro o el doctor en Medicina Joan Llobera Cànaves, entre otros.

12 VOLUNTARIOS EN BALEARES

Desde Baleares, 12 voluntarios ofrecen apoyo logístico a la organización y realizan actividades para la captación de fondos para financiar las misiones de rescate.

Según ha informado la organización, una de las voluntarias, Xisca María Pérez, coordinó la semana pasada la recogida de una tonelada de material de emergencia para el barco Alan Kurdi, que partió el 16 de febrero desde el Puerto de Palma. En la actualidad, cuatro miembros españoles de Proem-Aid viajan en este buque, que está a cargo de la ONG alemana Eye-Sea. Son una enfermera, un marinero y dos bomberos que se han sumado a la quincena de voluntarios de la organización alemana.

Por otro lado, durante 2018, desde Mallorca, acudieron cinco personas de Proem-Aid a Lesbos para participar en tareas de rescate y en el Proyecto Agua, dirigido a que los niños refugiados recuperen la confianza en el mar.

Además, desde Ibiza, la voluntaria Nuria Moreno coordinó la recogida de alrededor de 10.000 pares de zapatos que fueron enviados a la isla griega de Lesbos.