Juan Antonio Lorca, Durante La Entrega De La Talla De La Virgen De Los Dolores D
Juan Antonio Lorca, Durante La Entrega De La Talla De La Virgen De Los Dolores D CARM

El Centro de Restauración, dependiente de la Consejería de Turismo y Cultura, ha restaurado la talla de Virgen de los Dolores de Francisco Salzillo que se venera en la iglesia de San Miguel de la capital.

El director general de Bienes Culturales, Juan Antonio Lorca, ha entregado esta obra, que ha sido intervenida en el centro de restauración con el fin de devolver el esplendor perdido a una magnífica obra de Francisco Salzillo.

Lorca ha destacado el trabajo realizado por el centro en la "recuperación, conservación y puesta en valor del patrimonio cultural y artístico, seña de identidad de la Región, parte esencial de nuestra historia y reclamo cultural y turístico de primer orden".

La talla procesiona cada Martes Santo con la Cofradía de la Salud bajo la advocación de Virgen del Primer Dolor, a lo que se une que, desde hace unos años, es la Titular de una joven Hermandad, con sede en la iglesia de San Miguel, que lleva por título Nuestra Señora de los Dolores y Santos Pasos. Es sacada en Vía Crucis el primer viernes de Cuaresma.

La escultura presentaba repintes y barnices oxidados y la abrasión de distintas zonas de la policromía original, así como la modificación de elementos originales como las devanaderas, según explican fuentes del Ejecutivo regional.

Las actuales devanaderas no son las originales y fueron sustituidas en un momento dado de la segunda mitad del siglo XX. Ello alteró el diseño primitivo de Salzillo y modificó la posición original del pie derecho, que fue colocado en una posición errónea desde ese momento. Un lugar que nunca ocupó, pues en ese sitio se encontraba uno de los listones originales de la devanadera, como desveló el proceso de limpieza. Precisamente en esta fase de limpieza de la policromía de la peana se conoció su lugar original, marcado en la base de la peana por un desgaste irregular.

ELIMINACIÓN DE APORTACIONES NO ORIGINALES

La intervención ha consistido en una limpieza donde han sido eliminadas todos y cada uno de las aportaciones no originales, lo que ha dejado al descubierto la importante abrasión que presentaba el pelo.

A continuación, se ha reintegrado mediante una técnica cromática diferenciada (regattino) las faltas de película pictórica existentes. Resalta el laborioso trabajo de reintegración realizado sobre la cabellera, tomando como referencia los escasos restos conservados, lo que ha permitido recuperar el cabello con el tono original.

El proceso de intervención acabó con un barnizado final de protección, así como la colocación, en su lugar de origen, del pie derecho, al que se le hizo un nuevo anclaje.

Consulta aquí más noticias de Murcia.