La huelga de maquinistas de Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) ha colmado la paciencia de Andreu Forcada, estudiante de enfermería de la Universitat, que ha convocado vía mail una huelga de usuarios para mañana.

¿Cómo se le ocurrió la idea?

Al terminar los exámenes, comenté con los compañeros de clase el coñazo de las huelgas, que nos llevaban fritos. Al llegar a casa y ponerme frente al ordenador, tuve la idea de mandar un correo masivo.

¿Qué decía en el correo?

Que ya estábamos hartos de tanta huelga y que nadie cogiera el metro el 28 (mañana) ante la dejadez de maquinistas y empresa para sentarse a negociar y buscar una solución. En medio estamos los usuarios, pero nadie mira por nosotros.

¿Lo envió a mucha gente?

A 150 personas, que a su vez lo han ido reenviando. Con la repercusión mediática que ha tenido.

¿Cómo le influyó la huelga en los exámenes?

Pues mal, porque estaba casi más pendiente de no llegar tarde que del propio examen. Algunos compañeros llegaron tarde por culpa de los paros.